Lee este artículo en:

Con un ojo puesto en las nuevas cosechas

Aunque el mercado pueda ceder creemos que se asume más riesgo no cubriendo que cubriendo la posición marzo-junio.

Por primera vez en mucho tiempo el mercado nos ha ofrecido la posibilidad de comprar hasta doce meses vista, enero de 2014, productos que no sean la soja. En esta ocasión los productos han sido el trigo y el maíz. Si bien la soja se puede comprar siempre a largo plazo, otro tema es si el precio resulta interesante o no.

Debemos diferenciar entre la vieja cosecha, hasta junio en el caso del trigo y hasta septiembre en caso del maíz, y la nueva cosecha, posiciones de agosto en adelante para el trigo y de septiembre en adelante para el maíz.

La vieja cosecha

Ya tenemos todos los números, cantidades y noticias sobre la mesa. Los precios siguen cediendo poco a poco debido, entre otros factores, a:

  • Compradores cubiertos o casi cubiertos hasta febrero por lo menos, y coberturas parciales hasta marzo/abril, y menos hasta junio. Todo esto hace sentir a los compradores cómodos y sin prisas para tomar decisiones.
  • Puertos llenos y barcos llegando, esto lleva a los vendedores, dependiendo de sus posiciones y sus necesidades financieras, a ceder los precios.
  • Continúa la depreciación del dólar frente al euro, llegando el euro a cotizar a 1,3710 dólares. Esto redunda en las bajadas de los precios de reposición.

Los compradores siguen esperando que en febrero/marzo haya otra bajada significativa de precios, aprovecharla para cubrir las posiciones hasta junio y esperar así tranquilamente la cosecha de cebada y trigo nacional. Es una opción, pero no debemos perder de vista los siguientes puntos:

  • Las retiradas en los puertos son significativas. En Tarragona se sitúan alrededor de 15-16.000 Tm diarias.
  • El dólar puede cambiar en cualquier momento. No parece probable, por lo menos hasta que Estados Unidos aclare un poco su situación frente a lo que la prensa denomina “abismo fiscal” pero nunca se sabe.
  • Sigo pensando que a no tardar el interior tendrá que ir al puerto para cubrir los 5 millones de Tm menos de la cosecha nacional, y ello hará aumentar las retiradas y la demanda en los puertos.

Resumiendo, entiendo que puede ocurrir cualquier cosa pero me da la impresión que se asume más riesgo no cubriendo que cubriendo la posición marzo-junio aunque el mercado pueda ceder ya que, según mi opinión, las bajadas no pueden ser muy significativas para esa posición teniendo en cuenta que la cosecha actual ha sido muy justa a nivel mundial y europeo para el trigo y el maíz.

¿Y la cosecha nueva qué?

Depende del producto y de la posición. Previo a la toma de decisiones se debería tener presente que la proteína en su conjunto, y por ende la soja, estará a niveles sensiblemente inferiores a los del año pasado.

En segundo lugar, se supone que el trigo ya está sembrado y de momento las perspectivas de la nueva cosecha son buenas ya que la siembre ha ido bien. Como dicen los agricultores, sobretodo los más mayores, una buena siembre garantiza de un 30 a un 40% de la cosecha, que no está mal. En lo que al maíz se refiere, no está ni sembrado. Aunque es cierto que por lo menos en España los pantanos están sensiblemente más llenos que el año pasado por estas fechas, por lo que si llueve en primavera es fácil que se pueda garantizar el agua para su riego.

En tercer lugar, como referencia podemos mirar los precios del trigo y el maíz para las posiciones de nueva cosecha que tuvimos el año pasado, a saber 198/199 €/Tm para el maíz (aunque durante un día o dos se operó a 194-193 €/Tm pero fue momentáneo) y el trigo 200 €/Tm para posiciones de septiembre/octubre y 204/208 €/Tm para el trigo. Teniendo en cuenta el panorama general, en mi opinión tomar posiciones alrededor de los 200 €/Tm es una medida prudente y no descabellada. En cambio el trigo alrededor de 225 €/Tm me parece prematuro comprar cosecha nueva y esperaría ver como evolucionan los precios.

En cuanto a la soja, sigue su guerra particular. Gracias a la divisa y a la bondad de la nueva cosecha sigue cediendo lentamente aunque no tan rápido como querría el comprador. Los precios han llegado a 415 €/Tm para la soja de 47% aunque ahora han repuntado hasta los 435 €/Tm. Ya he comentado varias veces que hasta llegar a la nueva cosecha puede pasar casi de todo de manera puntual porque seguimos dependiendo casi en exclusiva de los stocks en USA. Además los empalmes de cosecha siempre crean tensiones, debido al inverso del mercado ni compradores ni vendedores quieren quedarse largos.

6 de febrero de 2013

Comentario de materias primas

Sin novedad en el frente: esperando reacciones del mercado18-mar-2013 hace 3 años 8 meses 23 días
Inicio bajista del 201321-ene-2013 hace 3 años 10 meses 20 días

Comentarios del artículo

Este espacio no está orientado a ser una zona de consultas a los autores de los artículos sino que pretende ser un lugar de discusión abierto a todos los usuarios de 3tres3

Publica un nuevo comentario

captcharecargar

tags