Garantizar de forma práctica la adecuación constante de la empresa a la legislación vigente.

La Ley es la Ley
Viernes 12 diciembre 2003 (hace 12 años 11 meses 21 días)
La Ley es la Ley

A Dolores le esperan en la recepción de la Cooperativa Agraria dos inspectores de la Administración. Normalmente es el propio gerente de la cooperativa quien atiende los requerimientos administrativos. Al estar de viaje será la veterinaria quien represente a la empresa durante la inspección.

Tras la visita los inspectores levantan acta de su principal hallazgo: el uso de etiquetas incorrectas. La normativa de etiquetado había cambiado recientemente y la empresa no estaba al día.

Al enterarse el gerente de lo sucedido el enfado es mayúsculo. "¿Cómo puede ser que seamos una de las empresas del sector más evolucionadas en términos de organización (certificación de sistema de calidad ISO 9001, certificación de producto, diferentes premios otorgados por la Administración Pública y también sectoriales...), y no seamos capaces de estar tranquilos por lo que a cumplimiento de los requerimientos legales se refiere?", lamenta.

Para estar dentro de la Ley

La ley es el conjunto de reglas del juego que la sociedad marca a través de sus representantes para protegerse. Sin querer ser exhaustivos, en el mundo de la producción animal hay leyes que protegen la salud económica de las empresas o de un sector (leyes de sanidad animal), leyes que protegen la salud de los consumidores (leyes relacionadas con la seguridad alimentaria), o leyes que regulan el comercio (normativa de etiquetado). Marcan límites que no deben de ser superados.

La sociedad confía que el sector cumple con la legislación. Por ello el "cumplimiento de la legislación" es un requisito del cliente que debe ser tenido en cuenta por cualquier empresa que quiera tener a sus clientes satisfechos.

Pero desde otro punto de vista, la propia empresa es la primera interesada en estar dentro del marco legal establecido. La legislación del sector está cambiando a una velocidad tremenda. No son infrecuentes las dudas en temas de cumplimiento legislativo.

La mejor forma de acabar con este problema es implantar dentro del sistema de calidad de la empresa un procedimiento MUY SENCILLO de lectura, interpretación y adecuación a los nuevos textos legales.

Se implanta el sistema de control de legislación

El gerente de la empresa se reúne con el delegado de calidad: "en menos de un mes deberíamos tener implantado un sistema de control de legislación que tenga completamente informado a todo el mundo de los cambios de legislación que va habiendo, y que esos cambios se implanten rápidamente".

El procedimiento finalmente implantado establece claramente quien es el responsable de asegurarse que todo está dentro de la ley. Determina que, tras la recepción y lectura del texto legislativo, el responsable de ejecutar el procedimiento se ha de hacer la pregunta "¿qué parte de mi forma de trabajar se ve afectada por esta ley?".

Si alguna forma de trabajar se ve afectada por las nuevas exigencias legislativas, lo que se impone es cambiar el procedimiento de trabajo, y si éste está escrito cambiar también la documentación relacionada.

El procedimiento también marca acertadamente que ha de haber una formación CLARA y EXPLÍCITA al trabajador que intervenga el los procesos afectados por un cambio legislativo para asegurarse de la implantación del cambio.

Xavier Bará. QSM Consultors. España

Gestión calidad y seguridad alimentaria

Certificar o no certificar. Esa es la cuestión.11-nov-2003 hace 13 años 22 días

Comentarios del artículo

Este espacio no está orientado a ser una zona de consultas a los autores de los artículos sino que pretende ser un lugar de discusión abierto a todos los usuarios de 3tres3

Publica un nuevo comentario

captcharecargar

tags