Lee este artículo en:

Importancia del orden de la coinfección entre PRRSv y PCV2

El presente artículo prueba que, al menos “in vitro”, el orden importa. En los casos de infecciones mixtas PRRS/PCV2, cuando la infección por PRRS es anterior o simultánea a la infección por PCV2, las consecuencias son peores que cuando la secuencia es inversa.

Miércoles 21 enero 2015 (hace 1 años 10 meses 14 días)

Artículo

The effect of infection order of porcine circovirus type 2 and porcine reproductive and respiratory syndrome virus on dually infected swine alveolar macrophages. Tsai YC, Chang HW, Jeng CR, Lin TL, Lin CM, Wan CH, Pang VF (2012). BMC Veterinary Research, 8:174

 

Resumen del artículo

¿Qué se estudia?

Este estudio in vitro se diseñó para determinar si el orden de la coinfección entre PCV2 y PRRSv afecta a la función de los macrófagos alveolares (AMs).

 

¿Cómo se estudia?

Se utilizaron 12 cerdos SPF (de 5-6 semanas de vida) a los que se realizó un lavado broncoalveolar con recogida de AMs. Después se llevaron a cabo seis protocolos de infección diferentes de los AMs: PCV2, PRRSv, PCV2 + PRRSv (18h más tarde), PRRSv + PCV2 (18h más tarde), PCV2 + PRRSv (simultáneamente) y suero (control).

Para evaluar la funcionalidad de los AMs se analizaron, en diferentes momentos post-infección, la viabilidad celular, los efectos citopáticos, el porcentaje de positividad a antígenos, la capacidad fagocítica y de eliminación microbiana, los perfiles de citoquinas y el nivel de transcripción de FasL.

 

¿Cuáles son los resultados?

Se observó una disminución transitoria en la tasa de fagocitosis en el grupo PCV2 respecto al grupo control. Sin embargo, se observó una disminución de la tasa de fagocitosis en todas las evaluaciones post-infección para todos los grupos inoculados con PRRSv, que fue menor que la de los grupos control y PCV2. Por otra parte, la tasa de fagocitosis a 90 o 108 horas postinfección en el grupo PRRSv fue menor que en los grupos donde la infección con PCV2 fue anterior o simultánea con PRRSv.

 

Horas post inoculación única o primaria del virus

Cambios en la capacidad fagocítica de los macrófagos alveolares porcinos en diversos momentos post-infección por PCV2, PRRSv, PCV2 + PRRSv, PRRSv + PCV2, PCV2 + PRRSv

leyenda

Gráfico 1. Cambios en la capacidad fagocítica de los macrófagos alveolares porcinos en diversos momentos post-infección por PCV2, PRRSv, PCV2 + PRRSv, PRRSv + PCV2, PCV2 + PRRSv (simultáneamente) y un control. Los datos se expresan como diferencia porcentual respecto al grupo control.

 

Una infección previa o simultánea por PCV2 podría interferir u obstaculizar, al menos parcialmente, la infección por PRRSv. PCV2 afectó la replicación de PRRSv pero también redujo los efectos adversos provocados por PRRSV sobre la capacidad fagocítica de los AMs porcinos.

Sin embargo, cuando la infección por PRRSv se estableció antes de que se inoculara con PCV2, no se observó la inhibición parcial de la infección por el PRRSv (por el PCV2). En cambio, PRRSv podría potenciar la replicación de PCV2.

La capacidad microbicida de los grupos inoculados con PCV2 y/o PRRSv (excepto PCV2 a las 18 h post-infeccicón) era menor que en el grupo control. El grupo inoculado primero con PRRSv y después con PCV2 mostró una capacidad microbicida relativamente menor que los grupos inoculados con PRRSv y los inoculados con PCV2 previa o simultáneamente con PRRSv.

 

Horas post inoculación única o primaria del virus

Cambios en la capacidad de eliminación microbiana de los macrófagos alveolares porcinos en varios momentos post infección por PCV2, PRRSv, PCV2 + PRRSV, PRRSV + PCV2, PCV2 + PRRSV

leyenda

Gráfico 2. Cambios en la capacidad microbicida de los macrófagos alveolares porcinos en varios momentos post infección por PCV2, PRRSv, PCV2 + PRRSV, PRRSV + PCV2, PCV2 + PRRSV (simultáneamente) y un control. Los datos se expresan como diferencia porcentual respecto al grupo control.

 

¿Qué conclusiones se extraen de este trabajo?

Los resultados confirman que las interacciones de diferentes virus (y momentos de infección) son complicadas y pueden causar varios cuadros clínicos en el campo.

PCV2 podría interferir con el PRRSv si llega antes de que el PRRSv haya establecido una infección.

La reducida capacidad microbicida de los AMs porcinos en todos los grupos inoculados sugieren que la infección por PCV2 y/o PRRSv puede favorecer la multiplicación y la supervivencia de otros agentes oportunistas o secundarios en los pulmones de los cerdos.

 

Enric MarcoLa visión desde el campo por Enric Marco

El complejo respiratorio porcino afecta a multitud de explotaciones. La clínica que observamos en el campo generalmente es el resultado de distintas combinaciones de infecciones de virus y bacterias. Esta característica es lo que explica que frecuentemente lo que nos encontramos en la práctica supere en agresividad a las infecciones individuales descritas en la bibliografía.Para establecer planes profilácticos eficientes hay que saber algo más sobre la dinámica de estas combinaciones, pues la secuencia de las infecciones puede ser determinante en la agresividad y en cual debe ser el orden a seguir al aplicar medidas profilácticas.

El presente artículo prueba que, al menos “in vitro”y en lo que concierne al complejo respiratorio, el orden importa. En los casos de infecciones mixtas PRRS/PCV2, cuando la infección por PRRS es anterior o simultánea a la infección por PCV2, las consecuencias son peores que cuando la secuencia es inversa. Por lo tanto, en casos de complejo respiratorio (PRDC) la prioridad debería ser el control de la infección por el virus del PRRS. Con un buen control del PRRS, es decir, aquel que evitara la producción de lechones virémicos, se conseguiría retardar el momento en que se produce la recirculación viral y en consecuencia estaríamos alterando la secuencia de infección ya que la circulación de PCV2 sería anterior a la del PRRS. De conseguirlo, y de acuerdo con las conclusiones del artículo, la capacidad fagocítica de los macrófagos alveolares se vería menos perjudicada y la capacidad microbicida también. En otras palabras, los cerdos tendrían mayor capacidad de luchar frente a las infecciones, tanto víricas como bacterianas. Como ya hemos comentado en anteriores ocasiones, un correcto control del PRRS debe contemplar la homogenización del estado inmune de las cerdas y para ello la correcta adaptación de las primerizas es un elemento indispensable. Además no pueden olvidarse todas aquellas medidas destinadas a evitar la difusión interna del virus, entre las cuales la principal es un estricto manejo de los lotes.

Conviene recordar que cuando los cerdos se afectan por un complejo respiratorio los únicos patógenos que actúan no son sólo víricos, sino que las bacterias (infecciones secundarias) están también presentes y en muchos casos determinan la gravedad del proceso. El control de estas infecciones secundarias debe apoyarse, naturalmente en los tratamientos antimicrobianos aplicados a tiempo, aunque si consiguiéramos retrasar la recirculación del virus PRRS, el propio animal mantendría una capacidad de lucha antimicrobiana superior mejorándose los resultados obtenidos.

Del laboratorio a la granja

Transmisión, control y prevención del PRRS30-ene-2015 hace 1 años 10 meses 5 días

Comentarios del artículo

Este espacio no está orientado a ser una zona de consultas a los autores de los artículos sino que pretende ser un lugar de discusión abierto a todos los usuarios de 3tres3

Publica un nuevo comentario

captcharecargar

tags