Lee este artículo en:

Segunda administración de suplementos de hierro y uso de ZnO en la prevención de la anemia en lechones

La administración de una inyección adicional de 200 mg de gleptoferrón a las 2 semanas de edad aumentó los niveles de Hb en sangre.

Viernes 29 julio 2016 (hace 4 meses 12 días)

Objetivos

1) Evaluar si una inyección adicional de hierro (a las 2 semanas de edad) mejora los niveles de Hb en los lechones al destete y, posteriormente, en transición.

2) Evaluar la relación entre los niveles de ZnO utilizados en las dietas estárter usadas en transición y la concentración de Hb.

Materiales y métodos

Ensayo 1: se utilizaron un total de 182 lechones en lactación de una explotación comercial que a los 3 días de vida ya habían recibido, por parte del mismo cuidador, una inyección inicial de gleptoferrón (200 mg IM). A las 2 semanas de edad los lechones fueron asignados aleatoriamente a uno de dos grupos: nuevo tratamiento con gleptoferrón (200 mg IM) o control (sin inyección). Se registraron los pesos individuales y se tomaron muestras de sangre para la medición de Hb a las 2 y 6 semanas de edad.

Ensayo 2: 294 lechones destetados de otra explotación comercial se dividieron en 2 grupos. A los animales del Grupo 1 se les suministraron gránulos revestidos con 500 ppm de ZnO y al Grupo 2 pellets con 3000 ppm de ZnO. Las raciones fueron ofrecidas desde el destete (21 días de edad) y hasta las 3 semanas después del destete, momento en el que se tomaron muestras individuales de sangre para medir la Hb.

Resultados

Ensayo 1: Los lechones en el grupo de tratamiento tenían niveles de Hb superiores en comparación con los lechones en el grupo de control. Sin embargo, no hubo diferencia en la GMD entre los dos grupos.

Ensayo 2: Los cerdos del grupo 1 tenían niveles de hemoglobina inferiores a los cerdos del grupo 2, a las 3 semanas tras el destete.

Discusión

La administración de una inyección adicional de 200 mg de gleptoferrón a las 2 semanas de edad aumentó los niveles de Hb en sangre. Si bien en este estudio no se observó ningún efecto sobre la GMD, pudo haber otros beneficios no medidos, tales como una mejora de la inmunidad. Por lo tanto, una segunda inyección de hierro todavía puede tener beneficios para la salud más allá de la mejora de la GMD y se hacen necesarias futuras investigaciones para evaluar este punto. Además, las investigaciones futuras deberían centrarse en el seguimiento de los cerdos suplementados con hierro hasta el engorde para poder evaluar otros efectos.

Los cerdos alimentados con 500 ppm de ZnO mostraron niveles de Hb menores, en aproximadamente 2 unidades, en comparación con los cerdos alimentados con 3000 ppm. Un resultado antagónico a la hipótesis de los investigadores, pues se esperaba que mayores niveles de ZnO interfirieran con la absorción de hierro. Se hace necesario también investigaciones adicionales utilizando una muestra de mayor tamaño para determinar más a fondo el efecto de la concentración de ZnO en los valores de Hb en los cerdos.

Eric Perrin, Amanda Perri, Robert Friendship, Terri O’Sullivan. Evaluation of a second iron supplementation and the use of zinc oxide in the prevention of iron-deficient anemia in young pigs. Proceedings of the 47th AASV Anual Meeting. 2016.

Comentarios del artículo

Este espacio no está orientado a ser una zona de consultas a los autores de los artículos sino que pretende ser un lugar de discusión abierto a todos los usuarios de 3tres3

Publica un nuevo comentario

captcharecargar

tags