Lee este artículo en:

Resultados de la infección por PCV1 en fetos porcinos a mediados de la gestación

Si bien existe la aceptación generalizada que el PCV1 no es patógeno en cerdos, este se ha aislado de casos de temblores congénitos y lechones nacidos muertos. El presente estudio tuvo como objetivo examinar la replicación del virus y la patología en fetos porcinos.

Viernes 30 septiembre 2011 (hace 5 años 2 meses 4 días)
miii91

Si bien existe la aceptación generalizada que el PCV1 no es patógeno en cerdos, este se ha aislado de casos de temblores congénitos y lechones nacidos muertos. El presente estudio tuvo como objetivo examinar la replicación del virus y la patología en fetos porcinos.

Los fetos, 3 por cerda, fueron inoculados con dos cepas de PCV1 a los 55 días de gestación mediante laparotomía: un feto con la cepa de cultivo de células ATCCCCL33, otro con un aislado de campo 3384 y el tercero con medio. A los 21 días tras la inoculación (dpi) las 3 cerdas que formaron parte del estudio fueron sacrificadas y todos los fetos fueron examinados para presencia de lesiones y se tomaron muestras de tejidos de diferentes órganos para histopatología, aislamiento del virus y titulación en células PK-15 y localización de antígenos del PCV1 mediante inmunofluorescencia indirecta.

Todos los fetos inoculados con las cepas del PCV1 (n=6) presentaron un aspecto externo normal. Se observaron lesiones microscópicas que incluían hemorragias graves en las regiones interlobulillares en los tejidos pulmonares de los dos fetos inoculados con la cepa PCV1 CCL33 mientras que en los cuatro fetos restantes inoculados con el PCV1 no se observaron lesiones microscópicas. En los pulmones de los fetos inoculados con la cepa CCL33 se detectaron elevados títulos (102,9, 104,6 y 104,7 DICT50/g de tejido) mientras que todos los demás órganos fueron negativos (<101,7 TCID50/g de tejido) para aislamiento del virus. Todos los órganos recogidos en los fetos inoculados con la cepa 3384 fueron negativos para aislamiento del virus. Se observaron células positivas para PCV1 en los pulmones de todos los cerdos inoculados (de 28 a 121/10 mm2 de tejido para los inoculados con CCL33 y de 1 a 13/10 mm2 de tejido para los inoculados con 3384). En general, corazón, pulmones, bazo, hígado, riñones, timo, amígdalas e íleon de todos los fetos inoculados con el PCV1 fueron positivos por PCR. Todos los fetos que se encontraban al lado de los inoculados con el PCV1 fueron negativos por PCR. Todos los fetos inoculados con el PCV1 tenían títulos anti-Ab PCV1 bajos (de 10 a 40), con excepción de uno de los fetos inoculados con el CCL33, que tenía un títulos de 160.

Según los resultados obtenidos en este estudio, la cepa del PCV1 CCL33 resultó ser patógena para los fetos inoculados a los 55 días de vida fetal, con presencia de hemorragias severas en los pulmones. Estas lesiones se correlacionan con títulos altos en los pulmones. Este estudio también muestra que el tejido pulmonar es el principal órgano diana de la cepa CCL33. Por otro lado, la cepa 3384 se mantuvo no patógena. Una alta carga PCV1 podría ser esencial para inducir la patología. De este estudio se puede concluir que el PCV1 de cultivo celular se replica de manera eficiente y produce patología en los pulmones de fetos porcinos inoculado a 55 días de vida fetal.

D. Saha et al. Outcome of porcine circovirus type 1 (PCV1) infections in mid-gestational porcine foetuses. 6th International Symposium on Emerging and Re-emerging Pig Diseases: 40

Artículos relacionados

Comentarios del artículo

Este espacio no está orientado a ser una zona de consultas a los autores de los artículos sino que pretende ser un lugar de discusión abierto a todos los usuarios de 3tres3

Publica un nuevo comentario

captcharecargar

tags