Lee este artículo en:

Efecto de la alimentación en las hormonas relacionadas con la ingesta en cerdas

La insulina, la ghrelina acilada y el cortisol podrían ser utilizados como biomarcadores para detectar situaciones donde el balance energético es pobre y mejorar así los programas de manejo.

Miércoles 7 enero 2015 (hace 1 años 11 meses 1 días)

Las distintas fases que se producen durante la vida reproductiva de la cerda implican diferentes balances de energía que pueden afectar a los niveles de las hormonas que regulan el apetito. Este estudio analizó el comportamiento de la insulina, leptina, ghrelina, cortisol y butiril-colinesterasa en suero de cerdas antes y después de comer durante la gestación, lactación y tras el destete. Las hormonas se analizaron en muestras de sangre recogidas después del ayuno durante la noche (0 min) y 30 min después de ser alimentadas el día 109 de gestación, el día 9 post-parto y el día 3 post-destete.

Antes de la alimentación, los niveles de insulina y leptina no fueron estadísticamente diferentes entre los diferentes estadios reproductivos mientras que la alimentación aumentó los niveles séricos de la insulina y leptina en las cerdas las gestantes, aumentó la insulina y disminuyó la leptina en las cerdas lactantes y no tuvo ningún efecto en las cerdas destetadas. Antes de la alimentación, el nivel de ghrelina desacilada fue mayor en las cerdas gestantes y el de ghrelina acilada en las cerdas destetadas mientras que la ingesta de alimento no afectó sobre las concentraciones de ghrelina desacilada y acilada en ningún grupo. El cortisol se correlacionó positivamente con la ghrelina acilada antes de la alimentación de las cerdas gestantes y lactantes, y negativamente con la ghrelina desacilada antes y después de la alimentación de las cerdas gestantes. Hubo una correlación negativa entre la ghrelina desacilada y acilada antes y después de la alimentación de las cerdas gestantes y destetadas.

Cerdas con diferentes balances de energía presentan diferentes dinámicas de la insulina, la ghrelina acilada y el cortisol antes y después de la alimentación, lo que sugiere que estos analitos podrían ser utilizados como biomarcadores para detectar situaciones donde el balance energético es pobre y mejorar así los programas de manejo.

Martínez, S., Valera, L., Villodre, C., Madrid, J., Orengo, J., Tvarijonaviciute, A., Cerón, J. J. and Hernández, F. 2014. Effect of feeding on hormones related with feed intake in reproductive sows with different energy balances. Can. J. Anim. Sci. 94: 639–646.

Comentarios del artículo

Este espacio no está orientado a ser una zona de consultas a los autores de los artículos sino que pretende ser un lugar de discusión abierto a todos los usuarios de 3tres3

Publica un nuevo comentario

captcharecargar

tags