El Grupo de Carnes de ANICE repasa la situación del mercado cárnico tras la irrupción de la pandemia y la expansión de la PPA

La demanda de importación de China anima al sector porcino, mientras que se mantiene la incertidumbre en relación al vacuno.

18 marzo 2021

El Grupo de Carnes de la Asociación Nacional de Industrias de la Carne de España (ANICE), grupo de empresas asociadas que aborda el estudio y desarrollo de las grandes líneas estratégicas, así como el análisis de la situación de mercados y del comercio internacional de carnes, ha organizado un nuevo encuentro online en el que se han debatido las principales incertidumbres y retos a los que se enfrenta el sector cárnico español, como consecuencia de la crisis sanitaria provocada por el Covid-19 y la expansión de la Peste Porcina Africana (PPA).

El presidente del Grupo, Juan Pedro Florido, director de Operaciones de EL POZO ALIMENTACIÓN, repasó la situación del mercado de la carne de porcino, sobre la que pesa el nuevo brote de PPA en China. A esta situación se suma el hecho de que varios países productores de la Unión Europea como Alemania, Polonia y Rumanía, actualmente afectados por la PPA, tengan cerradas sus exportaciones al país asiático, lo que ha conducido a una elevada demanda de carne de cerdo en España, con destino de exportación a Asia, y especialmente a China.

Es importante recordar que durante las últimas semanas la PPA ha continuado expandiéndose por el gigante asiático. Este hecho puede deberse a la producción, venta y uso ilegal de vacunas falsas contra esta enfermedad en China. Tal y como viene advirtiendo el Ministerio de Agricultura chino desde 2019, esta actividad ilegal acarrea riesgos importantes, al tiempo que ralentiza la recuperación de la producción porcina, perjudicando, por consiguiente, a toda la cadena mundial porcina.

A nivel nacional, el presidente del Grupo destacó que, a pesar de los problemas del canal horeca, las exportaciones han ayudado a mantener los precios, observándose una perspectiva favorable para la producción de carne de porcino. Esta coyuntura puede alargarse de 2 a 4 años, siempre y cuando no haya ninguna incidencia indeseable, como podría ser la irrupción de la PPA en España. Asimismo, recordó que el sector debe aprovechar este periodo para buscar nuevos mercados y afrontar el cambio de coyuntura que supondrá la recuperación de la producción porcina en China.

No obstante, se identificaron otros factores que pueden condicionar la evolución del mercado, como el posible incremento de las exportaciones desde los Estados Unidos, la recuperación de la producción en Alemania o la posible apertura de las exportaciones de porcino ruso a China.

En cuanto a los elaborados cárnicos, Florido destacó las dificultades que atraviesan las industrias fabricantes como consecuencia de la subida de los precios de la materia prima y las turbulencias en las lonjas, nacional y europeas, que han experimentado fuertes subidas en las últimas semanas.

Por su parte, Jaime Yartu, presidente del Grupo de Vacuno de ANICE, expuso la situación del sector de la carne de vacuno, muy afectado por las dificultades que ha atravesado la hostelería. Recordó que la producción de carne de vacuno en la Unión Europea bajó un 1,5% el año pasado y se espera que este año descienda otro 0,5%.

En el ámbito internacional, aunque recientemente se han abierto nuevos mercados como Vietnam, Japón, Tailandia y Filipinas, Yartu expuso que las exportaciones a estos países no van a ser suficientes para paliar los efectos del cierre del mercado de Argelia en 2020, que acaparaba buena parte del comercio exterior de la carne de vacuno español.

La industria cárnica española, comprometida con el bienestar animal

El encuentro también contó con la participación de Victorio Teruel, subdirector general de Promoción de la Seguridad Alimentaria de AESAN y Lorena Solar, técnico de dicha Subdirección, quienes realizaron un análisis del proyecto de Real Decreto de sistemas de videovigilancia en mataderos.

Este proyecto es fruto de la demanda social sobre un mejor trato a los animales y contó, por ello, con el apoyo de la Junta Directiva de ANICE, que en 2019 propuso la instalación de sistemas de videovigilancia en mataderos, trasladando esta solicitud a la Dirección Ejecutiva de AESAN en octubre de ese mismo año.

La iniciativa, en consonancia con el compromiso de la industria cárnica con el bienestar animal, tiene por objeto supervisar el correcto cumplimiento de las condiciones de bienestar animal en los establecimientos de sacrificio, entendiendo que ello mejorará la capacidad de autocontrol de las empresas y garantizará el buen hacer de los trabajadores, así como el control del cumplimiento por parte de los Servicios Veterinarios Oficiales.

Victorio Teruel declaró que espera que el Real Decreto entre en vigor a finales de año y destacó que España se va a adelantar al resto de países de la Unión Europea en implantar esta normativa en materia de bienestar animal, ya que hasta el momento la instalación de sistemas de videovigilancia en mataderos solo es obligatoria en el Reino Unido.

Asimismo, cabe poner en valor el sello “Compromiso Bienestar Certificado” de INTERPORC, el más exigente de la Unión Europea, que avala las buenas prácticas en materia de bienestar animal, sanidad, bioseguridad, manejo de los animales y trazabilidad en todos los eslabones de la cadena de valor del porcino de capa blanca español, garantizando al consumidor que el producto se ha elaborado con las máximas garantías en estos aspectos.

Asimismo, se informó sobre la futura revisión de la legislación vigente en bienestar animal en el marco del Green Deal y la Estrategia de la Granja a la Mesa, destacando que los principales ámbitos normativos pondrán el foco en el sacrificio y el transporte de animales.

Por su parte, David Rodríguez Lázaro, vicepresidente del Comité Científico de AESAN y director del Área de Microbiología de la Universidad de Burgos, presentó los trabajos de actualidad del sector porcino español, realizando también un análisis de cuestiones técnicas y científicas referentes al sector cárnico.

Finalmente, se manifestó la preocupación por los constantes ataques a la carne, injustificados y sin fundamentos médicos o científicos que los avalen. Los miembros del Grupo coincidieron en la necesidad de poner en valor la industria de producción de proteínas animales, trabajar al unísono ante estos ataques y reclamar de los políticos la atención y defensa que el sector merece.

18 de marzo de 2021 - ANICE

Comentarios del artículo

Este espacio no está orientado a ser una zona de consultas a los autores de los artículos sino que pretende ser un lugar de discusión abierto a todos los usuarios de 3tres3
Publica un nuevo comentario

Para comentar debes registrarte en 3tres3 y acceder como usuario.

Artículos relacionados