Lee este artículo en:

Uso de cerdas nodrizas: consecuencias sobre su bienestar

No se detectaron diferencias entre las cerdas nodrizas y las cerdas no nodrizas en la condición corporal o la gravedad de las lesiones. Tampoco efectos a largo plazo sobre los indicadores de estrés.

Lunes 22 julio 2019 (hace 30 días)
me gusta

En cerdas hiperprolíficas se hacen necesarias estrategias de manejo para optimizar el número de lechones destetados. Estas estrategias implican transferir lechones recién nacidos de cerdas hiperprolíficas a una cerda cuyos lechones han sido destetados o criados por otra cerda. Estas "cerdas nodrizas" tienen lactaciones prolongadas, lo que podría tener consecuencias negativas para su bienestar.

Este estudio utilizó 47 cerdas, 20 de las cuales tuvieron camadas de gran tamaño y sus lechones de mayor tamaño fueron transferidos a cerdas nodrizas que estaban en su primera (2STEP7, n = 9) o tercera semana de lactación (1STEP21, n = 10). Las cerdas de las que se extrajeron los lechones (R) se dejaron con el resto de la camada intacta (I) (cerdas RI, n = 10), o se les igualaron las camadas (E) para el peso al nacimiento utilizando lechones del la misma edad de cerdas no experimentales (cerdas RE, n = 9). Los lechones de las 2STEP7 fueron transferidos a otra cerda nodriza que tenía 3 semanas de lactación (2STEP21, n = 9). Se midió el espesor de grasa dorsal a la entrada en las salas de parto, al realizar las adopciones (solo las nodrizas) y al destete. Se recogieron también datos sobre la facilidad de locomoción y la presencia de lesiones en piel y uñas a la entrada en las salas de parto y al destete. Se recogieron muestras de cortisol salival y se puntuó la tinción de lágrimas a las 09:00 h semanalmente desde la entrada a partos hasta el destete así como muestras de saliva en lactación.

El espesor de grasa dorsal disminuyó entre la entrada a partos y el destete para todas las cerdas (F1,42 = 26,59) y tendió a diferir entre los tratamientos (F4,16 = 2,91). Al destete, las cerdas RI tuvieron puntuaciones de lesiones en las extremidades inferiores que las cerdas 2STEP7 y RE (χ24 = 10,8). No se detectaron efectos del tratamiento en las concentraciones de cortisol en la saliva. Todas las cerdas nodrizas tuvieron una mayor concentración de cortisol en la saliva en el momento de las adopciones, en comparación con los otros días (F10,426 = 3,47). Los efectos agudos de las adopciones en las cerdas nodrizas difirieron en función del tratamiento (F2,113 = 3,45); Las cerdas 2STEP7 tuvieron una mayor concentración de cortisol salival que las cerdas 1STEP21 y 2STEP21 el día de las adopciones. El tratamiento no tuvo efecto sobre la puntuación de la tinción de las lágrimas.

No se detectaron diferencias entre las cerdas nodrizas y las no nodrizas enfermeras en cuanto a la condición corporal o la gravedad de las lesiones. Aunque algunas cerdas nodrizas experimentaron estrés en el momento de las adopciones, no se detectaron efectos a largo plazo para las diferentes estrategias estudiadas en los niveles de estrés en comparación con las cerdas que criaron su propia camada.

O. Schmitt, E. M. Baxter, L. A. Boyle and K. O’Driscoll. Nurse sow strategies in the domestic pig: Consequences for selected measures of sow welfare. Animal. Volume 13, Issue 3. March 2019 , pp. 580-589. DOI: https://doi.org/10.1017/S175173111800160X

Artículos relacionados

Comentarios del artículo

Este espacio no está orientado a ser una zona de consultas a los autores de los artículos sino que pretende ser un lugar de discusión abierto a todos los usuarios de 3tres3
Publica un nuevo comentario

Para comentar debes registrarte en 3tres3 y acceder como usuario.

¿Aún no eres usuario de 333?regístratey accede a precios de porcino, buscador, ...
Es gratuito y rápido
¿Ya estás registrado en 333?ACCEDESi has olvidado tu contraseña te la enviamos aquí

tags