Lee este artículo en:

Simposio Phileo de avicultura y porcino - Reducción del uso de antibióticos: Convertir el cambio en oportunidad

Un año después del Simposio de avicultura de São Paulo en Brasil, Phileo Lesaffre Animal Care ha organizado, con un gran éxito, un simposio dedicado a la ganadería porcina y a la avicultura en Roma (Italia) el 24 y 25 de octubre. Cerca de 300 asistentes provenientes de los 5 continentes (45 países) siguieron este acto cuyo tema central era la reducción del uso de antibióticos y las oportunidades que ofrece un mercado global en pleno proceso de cambio debido a este tema.

Viernes 1 diciembre 2017 (hace 8 meses 14 días)
2 me gusta

PhileoEn el corazón de Roma, la Ciudad Eterna, la primera tarde de sesiones plenarias permitió describir la situación a escala mundial: «Nuestro desafío es producir más con menosestando los seres humanos en el centro de nuestras preocupaciones», precisó Frédérique Clusel, directora general de Phileo Lesaffre Animal Care en la inauguración del simposio.

Una preocupación a escala mundial

El simposio de Roma ha permitido llegar a una conclusión contundente: la reducción del uso de antibióticos es objeto de una toma de conciencia mundial. La veintena de oradores internacionales que han participado durante los dos días así lo han corroborado en sus intervenciones económicas, técnicas y científicas.

En el plano económico el consultor brasileño Osler Desouzart subrayó en la primera tarde de sesiones plenarias la importancia de Asia y, especialmente, de China. «Se estima que Asia representará más de la mitad del aumento de la producción mundial de carne de aquí a 2026, con China a la cabeza», recordó Osler Desouzart. Según el mismo, la producción animal se enfrentará en el futuro a una falta de terreno y de disponibilidad de agua a nivel mundial. «Para 2026 el 75 % de la producción avícola estará concentrada en 26 países», añadió el consultor brasileño, que estima que será posible producir sin antibióticos gracias a los avances de la ciencia y la biotecnología.

«La seguridad alimentaria es una preocupación cada vez mayor para las autoridades chinas, que actualmente están implementando un sistema de supervisión del uso de antibióticos» afirmó a continuación el consultor chino Dr. Rongsheng Qiu. Según este último, la Asociación de Consumidores Chinos cada vez cobra mayor importancia en el debate científico y los profesionales de la ganadería recurren, cada vez más, a alternativas a los antibióticos y, en especial, a las enzimas que están en pleno desarrollo en China. Esas mismas palabras fueron complementadas más tarde por las de la investigadora estadounidense Shawn Bearson, que recordó el trabajo de los Estados Unidos desde 2017 a través de la USDA para desarrollar alternativas a los antibióticos, al promover la respuesta inmunitaria de los animales y la salud humana y subrayó el interés de los pro y prebióticos.

Una realidad en las empresas

El simposio de Roma también dio la palabra a numerosas empresas de producción animal y de distribución, para las que la reducción del uso de antibióticos es una realidad cotidiana. «Italia es el tercer consumidor de antibióticos para animales de producción en Europa y Coop Italia lanzó en mayo sus primeros productos procedentes de granjas que desean reducir los antibióticos o incluso eliminarlos», comentó Chiara Faenza, responsable de Sostenibilidad e Innovación de Coop Italia, uno de los principales grupos de distribución italianos (con cerca de un 19 % de la cuota de supermercados e hipermercados). Por su parte, Carlo Lasagna, del grupo agroalimentario italiano Martini, activo en diversos sectores (ganadería porcina, avicultura, cunicultura), señaló: «Hemos aplicado un plan de acción estratégica cuyo objetivo es gestionar la salud intestinal de los cerdos nacidos de cerdas fértiles en el momento del destete». Estas palabras se complementaron con las que Mathieu Gloaguen, encargado de la planta experimental de la Cooperl, pronunció durante la sesión porcina. «La formación de los ganaderos y los veterinarios y la búsqueda de soluciones alternativas que refuercen la inmunidad de los animales constituyen las palancas de una estrategia a largo plazo que debe ser asimilada por todos los agentes implicados», indicó Mathieu Gloaguen. Actualmente, se producen 1,7 millones de cerdos sin antibióticos en el seno de la Cooperl, cuyo rumbo lleva dos años orientado hacia la reducción del uso de antibióticos.

Las promesas de la ciencia

La ciencia también ha estado representada en el simposio de Roma, tanto en las sesiones plenarias como en las dos sesiones dedicadas a la ganadería porcina y a la avicultura Estas últimas contaron con interpretación simultánea en seis idiomas (inglés, italiano, español, chino mandarín, ruso y francés). «No hemos hecho más que dar los primeros pasos hacia el conocimiento de la microbiota que se ha visto profundamente afectada durante mucho tiempo por el uso de antibióticos», explicó el profesor estadounidense Jan Suchodolski. En una intervención muy clara y concreta, Elizabeth Santin, profesora en la Universidad Federal de Paraná, hizo hincapié en la importancia y la dificultad de disponer de indicadores de la salud digestiva más tempranos que las lesiones macroscópicas, para llevar un seguimiento de la salud digestiva de la explotación con una escala adaptada al terreno, para poder evaluar mejor la salud intestinal de los cerdos y las aves y desarrollar una estrategia preventiva que tenga como consecuencia un menor uso de antibióticos.

La importancia de las fibras y la mejora de su digestibilidad también constituyó un tema relevante en la sesión de ganadería porcina. «Al producir ácidos grasos volátiles, las fibras mejoran la salud intestinal», explicó Gilles Langeoire, consultor francés de nutrición porcina. Gilles Langeoire añadió que «conocer mejor la composición química de las fibras y su efecto en la digestión de los cerdos en crecimiento permitiría utilizar raciones más ricas en fibra».

Asimismo las levaduras probióticas pueden mejorar la salud intestinal de los cerdos al facilitar la digestión de las fibras, como señaló Tadele Kiros Gebreyohannes, responsable de I+D porcina de Phileo Lesaffre Animal Care (Canadá). «Suministrar diariamente la levadura probiótica de referencia Actisaf® como suplemento en el alimento de los cerdos, favorece las fermentaciones en el intestino grueso, lo que da lugar a un aumento del valor energético de los ingredientes alimentarios y a una mejora del 3 rendimiento de los animales», mencionó el Dr Kiros Gebreyohannes, quien añadió que, gracias a Actisaf®, se pueden usar ingredientes menos costosos y menos energéticos en las raciones de los cerdos. Estas palabras se complementaron con las del Dr. Jimmi Corley, responsable de avicultura y ganadería porcina de Phileo Lesaffre Animal Care (EE. UU.), que cerró la sesión dedicada al ganado porcino con una presentación de soluciones de pro, pre y paraprobióticos que permiten reforzar la salud intestinal y mejorar el rendimiento zootécnico. Entre estas últimas, la levadura viva de referencia Actisaf® tiene numerosos beneficios, como el desarrollo de una flora digestiva favorable en los lechones, la reducción del número de bacterias coliformes del intestino y la mejora del valor energético de las raciones.

Mantener la integridad intestinal

La sesión dedicada a la avicultura comenzó insistiendo en la importancia de un arranque temprano para influir en el posterior rendimiento del polluelo. «Alimentar y abrevar de manera precoz desde el momento de la eclosión mejora el desarrollo intestinal y el sistema inmunitario del polluelo», declaró Erik Helmink, director de marketing del grupo neerlandés HatchTech. Una presentación que se complementó con la de Aziz Sacranie, director técnico de Global Poultry Services (Reino Unido), que destacó la importancia de los siete primeros días de vida del polluelo en su desarrollo.

Otro factor primordial para reducir el uso de antibióticos es la puesta en marcha de una gestión eficaz de la vacunación en las explotaciones. La Dra. Sarah Tilley (EE. UU.), directora del servicio de salud avícola de Fieldale Farms, uno de los grupos empresariales más grandes del sector avícola de los Estados Unidos, compartió sus experiencias en materia de buenas prácticas de vacunación para mejorar la resistencia de los animales en caso de exposición a patógenos. Sin embargo la Dra. Tilley recordó que un buen programa de vacunación tiene que estar asociado a un alto nivel de bioseguridad para lograr reducir el uso de antibióticos en la producción avícola. Michael Czarick, profesor asociado de la Universidad de Georgia (EE. UU.) explicó que «una gestión optimizada de la ventilación otorga más comodidad a los animales y resulta beneficioso para su salud». Los factores más importantes para mejorar las condiciones de ventilación de las naves son la capacidad de extracción de aire y la calidad de la calefacción, así como la medición de los parámetros que se deben regular, como la tasa de CO2, la humedad relativa y las variaciones de temperatura. La humedad que se extraerá de la nave no se acumula en las camas, lo que permite que los animales estén más cómodos y se genere menos amoniaco.

El mantenimiento de la integridad intestinal también constituyó un tema central en la sesión de avicultura.

Para José Ignacio Barragán, consultor avícola español, las estrategias nutricionales contribuyen a mantener la salud intestinal de los pollos si los niveles de antibióticos son bajos o inexistentes. Estas estrategias incluyen: verificar la cantidad y la calidad de la soja, la concentración energética de los alimentos, aumentar la tasa de fibras brutas y usar aditivos como pre o probióticos, o betaína, muy eficaz en caso de estrés intestinal.

«El 70 % del sistema inmunitario de las aves se concentra en el intestino, de ahí la importancia de mantener su integridad para garantizar el buen rendimiento de los animales», declaró Alain Riggi, Global Poultry Manager de Phileo, que hizo una presentación acerca del interés de las soluciones nutricionales 4 de Phileo (Safmannan®, Nucleosaf® y Selsaf®) como parte del arsenal preventivo contra los patógenos, lo que implica un mejor uso de los antibióticos en aves de producción. Alain Riggi añadió que «diferentes ensayos han demostrado los efectos del Safmannan® sobre la morfología de la mucosa intestinal, mejorando la relación entre la longitud de las vellosidades y la profundidad de las criptas, lo que es un buen indicador de la salud intestinal». Otro ejemplo citado por Alain Riggi fue el Selsaf®, una fuente natural de selenio orgánico obtenido a partir del cultivo de una cepa concreta de la levadura Saccharomyces cerevisiae enriquecida con seleniometionina y seleniocisteína. «Selsaf® protege a las aves del estrés oxidativo gracias a sus componentes de selenio activo, que contribuyen a mantener la salud y el rendimiento de las aves», añadió Alain Riggi.

November 2017 - Phileo.

Comentarios del artículo

Este espacio no está orientado a ser una zona de consultas a los autores de los artículos sino que pretende ser un lugar de discusión abierto a todos los usuarios de 3tres3
Publica un nuevo comentario

Para comentar debes registrarte en 3tres3 y acceder como usuario.

¿Aún no eres usuario de 333?regístratey accede a precios de porcino, buscador, ...
Es gratuito y rápido
¿Ya estás registrado en 333?ACCEDESi has olvidado tu contraseña te la enviamos aquí

tags