Veterquimica

Teléfono:+56223844000

País:Chile

SeguidoresSiguiendo1615
Veterquimica ha hecho una publicación
03-jul-2020 (hace 1 años 21 días)

Duplafer, salud desde el inicio

Share to TwitterShare to LinkedinShare to TelegramShare to Facebook
Previene la anemia de los lechones, aportando mayor ganancia, más peso al destete y mayor sobreviviencia.

Sabemos que la anemia ferropriva de los lechones es considerada una de las deficiencias nutricionales más comunes en todo el mundo. El hierro (Fe) forma parte esencial de los glóbulos rojos y sin este elemento, la sangre no puede transportar oxígeno.

En los lechones recién nacidos, el contenido total de hierro corporal es de 50 mg y menos del 10% de este total, está en reserva y disponible para la formación de sangre nueva. Los lechones lactantes crecen muy rápidamente; doblan su peso al final de la primera semana de vida y pueden llegar a pesar 4 veces su peso de nacimiento para el final de la tercera o cuarta semana de vida, por lo que sus necesidades férricas son altísimas (Jain, 1993).

Los lechones tienen la necesidad de retener entre 7 a 16 mg diarios de hierro o 21 mg de hierro/kg P.V. para mantener adecuadamente los niveles de hemoglobina y sus reservas de hierro. La leche de la cerda contiene un promedio de sólo 1 mg de hierro/litro (NRC, 1998).

Estos datos fueron ratificados por Jackson y Cockcroft (2007), quienes detallan que los lechones nacen con aproximadamente 12 g de hemoglobina/100 mL de sangre que declina a 8 g/100 mL a los 8 días de edad. El rápido crecimiento de los animales mantiene activa la hematopoyesis, por lo que los cerditos requieren unos 15 mg de hierro/día de los cuales la cerda sólo puede proveer 1 mg/día a través de su leche.

Debido a las razones anteriormente expuestas, a menos que exista una fuente de hierro disponible, los lechones se vuelven severamente anémicos durante la segunda a tercera semana posterior a su nacimiento, lo que conducen a un retraso en el crecimiento, menor resistencia a las enfermedades y en algunos casos muerte súbita. Se describe una mejora espontánea alrededor de la quinta o sexta semana de vida, cuando los cerdos comienzan a recibir alimentación adicional a la leche (Jain, 1993).

¿La solución?

Administrando 1 ml. de DUPLAFER durante las primeras horas de nacido el lechón, asegurará una mayor ganancia diaria de peso y, por consiguiente, mejores pesos al destete.

DUPLAFER se administra en una dosis única, de manera inyectable vía intramuscular y con cero días de período de resguardo.

 

Bibliografía:

  1. Jackson, Peter G. G., y Peter D. Cockcroft. 2007. Handbook of Pig Medicine. 1st ed. Saunders Ltd., Mayo 18.
  2. Jain, Nemi Chand. 1993. Essentials of veterinary hematology. Wiley-Blackwell, Octubre 12.
  3. National Research Council. 1998. Nutrient Requirements of Swine: 10th Revised Edition. Washington, D.C.: The National Academies Press.

 

 

 

Share to TwitterShare to LinkedinShare to TelegramShare to Facebook
4 me gustacomenta