MSD Animal Health en España

Teléfono:+34 923190345

País:España

SeguidoresSiguiendo1351
MSD Animal Health en España ha hecho una publicación
18-ene-2019 (hace 2 años 6 meses 7 días)

Prostaglandinas, una herramienta que sigue mejorando la rentabilidad en las explotaciones (I)

Share to TwitterShare to LinkedinShare to TelegramShare to Facebook

Prostaglandinas, una herramienta que sigue mejorando la rentabilidad en las explotaciones (I)

Rut Menjón, Marcial Marcos y Marta Jiménez  Servicio Técnico Porcino MSD Animal Health

Las prostaglandinas (PG) corresponden estructuralmente a lípidos, derivados de ácidos grasos esenciales, poliinsaturados. Las PG tienen un importante efecto reproductivo, su acción ovárica es la que más implicación práctica tiene; una implicación que se traduce en efectos sobre la actividad del cuerpo lúteo (CL). Dentro de las PG, la PGF2α tiene acción luteolítica ya que en la pared externa de la membrana celular luteal existen receptores específicos para ella.

Durante la luteolisis espontánea en la cerda el día 15-16 del ciclo estral, PGF2α causa un dramático descenso en la producción de progesterona y la regresión estructural del CL.

Se han postulado dos mecanismos diferentes para explicar el efecto de la PGF2α:

  • Uno se basa en los cambios del flujo sanguíneo hacia el CL por vasoconstricción de la vena ovárica, lo que produciría un edema ovárico con alteración de la función luteal.
  • El segundo, produce una disminución inmediata de progestágenos. PGF2α es de origen extraovárico, uterino y su llegada al ovario se produce por la vena uterina (shunt arteriovenoso: vena uterina-arteria ovárica).

En el efecto del parto la PG produce un cambio en el hipotálamo fetal, liberación de corticoides fetales, producción de estrógenos, descarga de PG placentaria, inhibición de la síntesis de progestágeno y estimulación del miometrio, lo que inicia las contracciones necesarias para el parto [1].

Prostaglandinas sintéticas

La primera PGF2α sintética se desarrolló en 1979 y fue el Dinoprost. Después de esta, aparecieron otros agonistas y genéricos de la PGF2α, unos químicamente similares a la derivada del útero y otros iguales que su agonista, como es el Cloprostenol.

Algunos productos comerciales, como el Planate, contienen una mezcla racémica (DL-Cloprostenol) obtenida por síntesis química; el isómero D- presenta la actividad luteolítica y el isómero L- la actividad uterotónica.

Comparado con Dinoprost, Cloprostenol tiene una gran afinidad por los receptores PGF2α y una larga vida media en la circulación (tres horas frente a pocos minutos). Además, la prostaglandina natural induce efectos secundarios, como un ligero aumento en la frecuencia de defecación y en la frecuencia respiratoria, temblores, nerviosismo, eritema e inquietud.

Estos análogos sintéticos se han desarrollado con el fin de obtener compuestos más estables, que no produzcan efectos secundarios, más específicos y con un efecto más prolongado [2].

Inducción de partos: resultados en cerdas hiperprolíficas

El propósito práctico de la inducción del parto es sincronizarlos para facilitar su manejo y supervisión, mediante la proporción de asistencia cuando sea necesaria, ya que esto aumentará la supervivencia de los lechones.

Los problemas durante el parto que conlleven intervalos largos entre el nacimiento de lechones (por ejemplo, más de 45 min) pueden dar como resultado una falta de oxígeno (anoxia), la cual puede suponer la muerte de los lechones o disminuir la viabilidad, lo que predispone a la mortalidad neonatal del lechón. Otras razones importantes para supervisar los partos incluyen un buen manejo del calostro y las adopciones. Es posible que los lechones nacidos débiles, los que se han enfriado o los que han nacido en camadas muy grandes no consuman el calostro suficiente y, en consecuencia, su inmunidad pasiva se vea reducida. Estos lechones se pueden infectar más fácilmente y pueden convertirse en portadores que pueden infectar a otros lechones en la transición, a medida que su inmunidad pasiva disminuya [3].

En la actualidad, ha incrementado la prolificidad de las cerdas y los días de gestación; además, también ha aumentado el rango de distribución de los días de parto, lo cual complica el manejo de la atención de estos y que ha hecho que se vuelvan a replantear algunos manejos, entre ellos la sincronización de partos.

Estudio a nivel de campo

Se presentan los resultados de un estudio actual, realizado en el año 2016, en una granja comercial del nordeste de España, en la que se trabaja con genética Danbred.

Para el estudio se controlaron un total de 875 partos y las cerdas se distribuyeron aleatoriamente en dos grupos: grupo A (444 partos) y grupo B (431 partos). La inducción del parto se realizó mediante la administración de 2 ml (175 μg) de Cloprostenol intramuscular (Planate) en la fecha del parto a las cerdas del grupo B, pero solo a las que tenían cuatro o más ciclos. El proceso del parto fue cuidadosamente supervisado.

Se compararon las diferencias entre el grupo inducido y el grupo control para los siguientes parámetros:

  • Duración del parto.
  • Porcentaje de partos en cada momento del día.
  • Número total de nacidos.
  • Número de nacidos muertos.

Los datos reproductivos se compararon mediante el método ANOVA (ver tabla).

El promedio de nacidos totales fue de 16,64 en el grupo control y de 17,03 en el grupo inducido (p <0,05). El porcentaje de partos matutinos fue del 22,2 % en el grupo control frente al 54 % en el grupo inducido (p <0,001) (ver figura).

La inducción de los partos permite a los productores manejar sus reproductoras de manera más efectiva ya que los partos están sincronizados, lo que facilita la supervisión y aumenta la posibilidad de igualar el tamaño de la camada mediante técnicas de adopción como el cross-fostering.

El parto inducido en cerdas hiperprolíficas es una herramienta de manejo que puede reducir la mortalidad de los lechones y ayuda a tener un mayor porcentaje de partos en los momentos del día en los que pueden ser supervisados, lo que resulta en la disminución de mortinatos, incluso en cerdas muy prolíficas [4].

Conclusiones

Las prostaglandinas son una herramienta muy rentable para los productores a la hora de mejorar los parámetros reproductivos de su explotación. Tanto la sincronización de los partos como su uso tras el parto han demostrado ser dos protocolos de uso útiles, que pueden ayudar a organizar el trabajo en granja y reducir problemas como el de la cerda sucia y que siguen siendo de gran utilidad en las cerdas cada vez más prolíficas.

No solo las prostaglandinas naturales (PGF2α) conseguirán estos beneficios, sino que se ha visto como el efecto uterotónico de los análogos sintéticos de las prostaglandinas, en concreto del Cloprostenol racémico (Planate), es similar y además minimiza la aparición de efectos secundarios.

Bibliografía

1. Ferrando R. et al. Prostaglandinas; un enfoque global. Monografías de Medicina veterinaria.4(1) 1982.

2. Kirkwood R. Programación de partos (2011) Michigan State University. USA.

3. De Rensis F. Prostaglandin F2α and control of reproduction in female swine: A review. Theriogenology 77(2012).

4. Sanjoaquín L. Planate para reducir los nacidos muertos. Producción animal, Sept.2017.

5. Prieto C. (2007) Descargas vulvares: factores predisponentes y medidas de control. Anaporc 4(4): 6-21.

6. Muirhead M.R. y Alexander T.J.L. (1997). Managing Pig Health and the Treatment of Disease. 5M Editors.

7. Bazer F. y Geisert R.D. (1993). Fertilization, cleavage, and implementation. In: Reproduction in Farm Animals 188-212.

8. Gil J. Aplicaciones de las prostaglandinas en la cerda Ibérica. Diálogos del cerdo Ibérico. 2014.

9. Falceto M. y Úbeda, J.L. (2008).Origen y control del síndrome de la descarga vulvar en la cerda. Avances en Tecnología Porcina, Vol.V (7-8).

10. Vanderhaeglhe C., Dewulf J., Daems A., Van Soom A., De Kruif y Maes D. (2008). Influence of postpartum cloprostenol treatment in sows on subsequent reproductive performance under field conditions. Reproduction in domestic Animals, 43, 484489.

11. Cunningham G.J. (2009). Fisiología Veterinaria.

12. Falceto M., Úbeda J.L., Murillo D., Menjón R., Jiménez M., Bollo J. y López J.V. (2010). Comparison of the effects of Cloprostenol (Planate) and Dinoprost on the smooth muscle of sow’s uterus, 21st IPVS.

13. Ezpeleta J.C., Menjón R., Jiménez M., Bollo J., López J.V. y Tejedor M.T. Effect of the postpartum administration of cloprostenol (Planate) on production and reproduction performance indices, 21st IPVS.

14. Grasa L., Arruebo P., Plaza M.A. y Murillo D. (2006). PGE2 receptors and their intracellular mechanisms in rabbit small intestine. Prostaglandins & other mediators 79: 206-217.

15. Kurowicka B., Franczak A., Oponowicz A. y Kotwica G. (2005). In vitro contractile activity of porcine myometrium during luteolysis and early pregnancy: effect of oxytocin and progesterone.Biology of Reproduction, Vol. 5 n.º2.

16. Hirsbrunner G. (1998). Theriogenology 50: 445-455.

17. López J.V., Ptaszynska M., Gónzalez P., Jiménez M. y Martens M. (2009). Beneficial effects on the reproductive performance of sows of administering prostaglandin analogues after farrowing.Veterinary Record 164: 807809.

18. Álvarez J. (1987). Tratamiento de la endometritis enzoótica porcina con un análogo de prostaglandina F2α. Medicina Veterinaria. Vol. 4, n.º 3. 167-172.

19. Keita A., Pagot E. y Pommier P. (2008). Field evaluation of the effect of one injection of cloprostenol 24-48 hours postpartum.

20. Kirkwood R.N. Influence of postpartum cloprotenol injection on sow and litter performance. Swine Health Prod. 1999; 7 (3): 121-122.

21. Menjón R. Av.Tecnol.porc.VII (10) Octubre 2010.

Share to TwitterShare to LinkedinShare to TelegramShare to Facebook
4 me gusta2 Comentarios
23-ene-2019rutA las 24-48 horas post parto
saludos