Manejo de la infertilidad estacional

Lunes 14 mayo 2001 (hace 15 años 6 meses 21 días)
Este artículo discute las estrategias para reducir el impacto de la infertilidad estacional en la productividad de las cerdas.

Para determinar si los cerdos sufren estrés debido al calor, se debe controlar el ritmo respiratorio en estado de descanso. Un ritmo por encima de 40 respiraciones/minuto indica que existe el riesgo de que los cerdos sufran estrés, el ritmo normal se encuentra entre 15 y 25 respiraciones/minuto.

La primera línea de defensa contra la infertilidad estacional es asegurar que los sistemas de ventilación funcionan correctamente y proporcionan un adecuado movimiento del aire. Los ritmos de ventilación mínimos para una nave cerrada para cerdas lactantes, cerdas gestantes y reproductoras o verracos durante el verano son 500, 180 y 300 CFM/hd, respectivamente. Se debe asegurar que el aire fresco entre en la nave a una velocidad de 170 a 350 m/min, una buena velocidad para todo el año son 270 m/min. Los sistemas de refrigeración deberían programarse para activarse entre los 24 a 26ºC, evitando así un calentamiento demasiado rápido de la nave.

Es más efectivo rociar a los cerdos que utilizar la nebulización para enfriarles, sustituir las bombillas de las lámparas de calor con bombillas domésticas incandescentes de 100 vatios, posicionar la lámpara de forma que no de en la cabeza de la cerda y considerar el uso de temporizadores cuando las temperaturas no bajen de los 30ºC.

El número de cerdas de reposición necesarias para asegurar que una primeriza gestante para, se dobla o se triplica durante la época de calor. Sin embargo, aumentar el número de primerizas sin incrementar el espacio disponible puede aumentar los problemas de infertilidad debido a la sobredensificación.

El estrés debido al calor aumenta la mortalidad embrionaria. Cuando las cerdas están sometidas a un estrés de calor extremo durante los primeros 30 días post-cubrición, se deben tomar las siguientes medidas:

1. Evitar la inseminación tardía. Las cerdas se deben cubrir sólo cuando muestran un fuerte reflejo de inmovilidad. Inseminaciones tardías y mal programadas interfieren con la preparación uterina para la implantación.
2. Mezclar las cerdas sólo al destete. La implantación de los embriones ocurre aproximadamente el 13º día y la adhesión completa no tiene lugar hasta el 28º día. La mezcla de animales junto con el estrés debido al calor pueden provocar una pérdida de embriones.
3. Evitar el movimiento de cerdas gestantes.
4. Alimentar para proporcionar un nivel nutritivo igualado después de la cubrición. El estado nutritivo antes de la cubrición juega un papel importante en el número de embriones y su supervivencia, más incluso que la ración post-cubrición.
Un intervalo destete-estro (IDE) y anoestro prolongados después del destete en cerdas de primer parto es, a menudo, la primera indicación del efecto del estrés debido al calor en la reproducción. Los productores pueden evitar este problema limitando el número de partos P1 en julio y agosto. El tratamiento hormonal de este grupo puede ayudar.

Rozeboom, KJ; See, Todd; Flowers, W: Management practices to reduce the impact of seasonal infertility on sow herd productivity. North Carolina Cooperative Extension Service Animal Science Facts

Abstracts

Monitorización de la Lawsonia intracellularis11-may-2001 hace 15 años 6 meses 24 días

Comentarios del artículo

Este espacio no está orientado a ser una zona de consultas a los autores de los artículos sino que pretende ser un lugar de discusión abierto a todos los usuarios de 3tres3

Publica un nuevo comentario

captcharecargar

tags