Efectos de la densidad energética y el ratio lisina:caloria de la dieta en el índice de crecimiento y las características de la canal

Viernes 10 marzo 2000 (hace 16 años 11 meses 16 días)
Se realizaron dos experimentos para evaluar los efectos de la densidad energética en la dieta y el ratio lisina:caloria en el índice de crecimiento y características de la canal de cerdos de crecimiento y de engorde. En el Experimento 1, 80 cerdos castrados híbridos (peso inicial 44,5 kg) se alimentaron con un pienso de control o piensos con 1,5, 3,0, 4,5 o 6,0% de manteca de alta calidad (MAC). Todos los piensos contenian 3,2 y 2,47 g. de lisina/Mcal EM durante la fase de crecimiento (44,5 a 73 kg) y engorde (73 a 104 kg), respectivamente. El aumento de la densidad energética no afectó la GMD de forma global, sin embargo, la IMD descendió y el índice de transformación (ratio ganancia:consumo pienso; IT) aumentó (lineal). El aumento de la densidad de energía hizo descender y después aumentar (cuadrática) el grosor de grasa subcutánea y el porcentaje de magro. En el Experimento 2, 120 primerizas híbridas (peso inicial 29,2 kg) se utilizaron para determinar los efectos de incrementar los niveles de MAC y el ratio lisina:caloría suministrados durante la fase de crecimiento en el índice de crecimiento y el crecimiento posterior en engordes. Las cerdas se alimentaron con pienso de una densidad energética de (3,31, 3,44, o 3,57 EM/kg/comida) y un ratio lisina:caloría (2,75, 3,10, 3,45, o 3,80 g lisina/Mcal EM). No se observó ninguna interación densidad energética x ratio lisina:caloria. El aumento de la densidad energética provocó un aumento de la GMD y del IT y una disminución de la IMD de las cerdas desde los 29,5 a los 72,6 kg (lineal). Al aumentar el ratio lisina:caloria aumentó la GMD y la IMD (lineal) pero no tuvo ningún efecto en el IT. Desde los 72,6 a los 90,7 kg, todas las cerdas se alimentaron con la misma dieta con 0,90% lisina y 2,72 g lisina/Mcal EM. Las cerdas alimentadas anteriormente con un ratio lisina:caloria aumentado tuvieron una GMD e IT más bajos (lineal). Además, los animales alimentados anteriormente con una cantidad incrementada de MAC sufrieron un descenso (lineal) en la GMD y IMD. Desde los 90,7 a los 107 kg cuando todas las cerdas se alimentaron con una dieta con 0,70% lisina y 2,1 g lisina/Mcal EM, el índice de crecimiento no se vio afectado por el tratamiento alimentario anterior. Las características de las canales no se vieron afectadas por la MAC o el ratio lisina:caloria suministrado desde los 29,5 a los 72,6 kg. El aumento de la densidad energética en la dieta y el ratio lisina:caloria mejoró la GMD e IT de los cerdos de engorde; sin embargo, los cerdos alimentados con una dieta baja en energía o un ratio lisina:caloria bajo desde los 29 a los 72 kg tuvieron un crecimiento compensatorio desde los 72 a los 90 kg.

Smith JW, Tokach MD, OQuinn PR, Nelssen JL, Goodband RD. Journal of Animal Science 77(11):3007-3015, 1999

Abstracts

Estudiando las razones del incremento de mortalidad de cerdas09-mar-2000 hace 16 años 11 meses 17 días

Comentarios del artículo

Este espacio no está orientado a ser una zona de consultas a los autores de los artículos sino que pretende ser un lugar de discusión abierto a todos los usuarios de 3tres3

Publica un nuevo comentario

captcharecargar

tags