Lee este artículo en:

Resumen de la Allen D. Leman Swine Conference: El futuro de la producción porcina (II)

Antonio Palomo nos resume las ponencias sobre el futuro de la producción porcina que se presentaron en la pasada edición de la Allen D. Leman.

JBS: A global culture of being the best. M Turner, PJ Corns, K Coble, D Madson. JBS Foods

En 1953 se fundó JBS por José Batista Sobrinho con una pequeña planta de producción que procesaba 5 cabezas diarias en Anápolis. Entre 1970-2001 se expandió con adquisiciones e inversiones hasta las 5800 cabezas diarias. Entre 2007-2020 adquirió Swift, Pillgrims, Primo y Andrews, con presencia en Europa, América y Australia. En EE.UU. es el primer productor de ternera y pollo y segundo en porcino, es primero de vacuno en Brasil y Australia. Como compañía global de producción de alimentos supone el 47% en EEUU, 4% en México, 15% en Brasil, 7% en Europa, 17% en Asia, 4% en Australia, 2% en Africa y 1% en el resto de Sudamérica. Factura USD 72 000 millones, con 275 000 trabajadores y más de 400 centros de producción. En EE.UU. trabajan más de 100 000 personas.

Su misión es ser los mejores en todo lo que hacen, poniendo el foco en su negocio, suministrando los mejores productos y servicios a sus clientes, con una relación verdadera con sus proveedores, aportar beneficio para sus accionistas y la oportunidad de un mejor futuro para todos los miembros del equipo. Entre 2020-21, donaron USD 36,5 millones en alimentos a diferentes proyectos de la comunidad. Están construyendo un proyecto de educación para que puedan estudiar online personas del medio rural en América. JBS USA Pork tiene el 19% de la cuota de mercado, con 11 000 trabajadores. La unidad de mercado de porcino en Norteamética beneficia más de 24 millones de cerdo al año, con 538 empresas familiares y ranchos como socios localizados en Texas, Arkansas, Missouri, Illinois (granjas de cría) y Iowa (especialmente granjas de engorde). Sus principios se basan en la disciplina, disponibilidad, humildad, sinceridad junto con la simplicidad (ser prácticos poniendo el foco en lo que es importante), determinación y propiedad.

La base de sus programas de nutrición es tener el alimento correcto en el lugar correcto y en el tiempo adecuado. Enfocados en los resultados, centrándose en los detalles y asumiendo la responsabilidad de sus acciones. Diariamente evalúan sus ingredientes, costos, calidad y costo de producción, costes asociados y eficiencia. Llevan a cabo unos 15-20 proyectos de investigación anuales en nutrición, sanidad veterinaria, producción y calidad de carne en diferentes universidades integrando los proyectos desde la granja a la mesa con un sistema de comunicación amplio. Desarrollan programas de formación con Kansas State University (acreditado) e incentivos por aprendizaje en manufacturación, calidad de ingredientes, mantenimiento preventivo, nutrición porcina, indicadores de producción claves. El concepto de simplicidad no significa que sea fácil (dos programas de alimentación en base a genéticas) de forma que tratan de comunicar las ideas complejas de forma sencilla (consumo de lechones según edad y días), dar nuevas soluciones a problemas antiguos (códigos QR 8500 como referencias en silos), mirando a otras industrias para coger ideas en nuevas tecnologías. Evitan los procesos burocráticos, educando con responsabilidad al equipo en los procesos y asumen sus propios fallos y errores, basando las soluciones en la verdad.

En cuanto a los servicios técnicos, se basan en estar presentes en todos los sitios, estar preparados para los cambios futuros y ser competentes como soporte técnico, siendo receptivos y estando abiertos y motivados para los nuevos retos. El equipo veterinario hace una conferencia quincenal on line y se reúnen en un meeting cada cuatro meses. Realizan sesiones de entrenamiento con el equipo de pruebas y analizan los indicadores claves de producción (KPIs). Realizan diferentes cursos de seguridad, mejores prácticas de manejo, procesos operativos estándar, calidad de producción y bioseguridad. Ser competente incluye seguir las buenas prácticas veterinarias, conocer los recursos y no abusar de ellos, invertir el tiempo en aprender (formación continuada), tener una relación respetuosa con los colegas (phone-a-friend), explorar el interés de los miembros del equipo en la diversidad e invertir tiempo en el entrenamiento de las buenas prácticas (Veterinary Team 360º Peer Comments).

A pie de granjas, ser el mejor no es negociable y debe cumplir los Big 8: que refieren cómo poner el foco-atención en tu trabajo sin excusas, considerar otras áreas que podemos analizar, visitar todos los animales y, si no es posible regresar otro día, se puntual y disciplinado, determinación para hacer las cosas de la mejor manera posible, impulsar los procesos con creatividad, aprender de las lecciones, estudiar la matriz de datos de forma analítica, buscando la mayor eficiencia, comentar e intercambiar opiniones con cada persona del equipo y de las granjas.

PRRS resistance through gene editing – The path to market. P. Lectureship, B. Christianson, M. Culberston, B. Baker. PIC

En 1980 se hablaba de una enfermedad misteriosa en porcino, llegando a aislarse el virus en 1991. A principios de los 90 se conoció su forma de diseminación cerdo a cerdo, por semen y aerosol, desarrollándose las primeras vacunas. A finales de los 90 se identificaron diferentes cepas y se asociaron a diferentes fases de producción y sistemas productivos. En 2000 se establecieron diferentes prácticas para su control, como la exposición natural, cierre de granja, vacunas adicionales y separación de fases. En 2010 comenzaron a utilizarse sistemas de filtración, periodos largos de despoblación, nuevas vacunas. Actualmente, en todo el mundo, muchos cerdos continúan siendo baja por el PRRSv, incluso más que nunca. La edición genética se lleva estudiando de forma, en ocasiones, algo dramática por su impacto en la salud animal, vegetal y humana. Algunos trabajos científicos refieren que la edición genética puede proteger a los cerdos del PRRSv.

Se basan en remover parte de los genes (proteína CD1163) que entran en las células y provocan la enfermedad. La edición de dicha proteína del virus permite proteger a los cerdos frente al PRRSv, lo cual puede ser de utilidad futura a nivel de granjas. Esta técnica requiere de regulaciones específicas y su aprobación por la FDA/CVM en siete pasos: definición del producto, características moleculares de la alteración del ADN, características moleculares de líneas animales, caracterización fenotípica, durabilidad genotípica y fenotípica, seguridad alimentaria y medioambiental, así como efectividad y validación. Los tiempos para la validación pueden llevar unos 10 años hasta que el 100% de los cerdos sean resistentes al PRRSv en base a un ejemplo de una granja de 1000 cerdas hasta producir los 23 400 cerdos producidos que sean resistentes. Otro problema que surge es la aceptación del mercado de estas técnicas a nivel mundial.

La producción de proteína está cambiando, centrando la atención en la salud animal, el bienestar, las resistencias antimicrobianas, la disponibilidad de alimentos y el cambio climático. El cuádruple bottom line: People – Planet – Pigs – Profit, son la base de su programa de márketing. El 30% de los productores son conscientes de la edición genética, el 45% se sienten confortables y el 80% neutrales o confortables. Muchas compañías de alimentación son escépticas debido a los mensajes que aparecen en los medios de comunicación.

Están realizando estudios de investigación con tres universidades (Carolina del Norte, Iowa y Arkansas) en base al impacto económico del PRRSv en la producción porcina, la reducción de uso de antibióticos con cerdos resistentes a PRRSv y la reducción de gases efecto invernadero, agua y metano, respectivamente. Más de 1400 compañías en 50 sectores están trabajando en bases científicas para afrontar el cambio climático, que suponen un tercio del capital global del mercado. Los requerimientos climáticos suponen un cambio fundamental en nuestra industria de cara al futuro mediato, teniendo muchas opciones para reducir las emisiones: paneles solares, nutrientes de las dietas, sistemas ventilación, mejora de la sanidad, manejo de excretas y mejora genética, siendo preciso construir un sistema de comunicación verdadero y transparente con los consumidores en estos momentos de cambios dramáticos.

Grain market outlook – Ryan J. Moe, StoneX

StoneX es una compañía con 2900 empleados y 40 oficinas con 49 plataformas digitales que trabajan como analistas de mercados. Desde 2018 consideran que todos los comodities son igualmente malos y que es más importante cómo cuentas las historia que la misma historia. Muchas cosas han cambiado y las ventajas competitivas se limitan, las materias primas se convierten en objeto de deseo como negocio, la tecnología se convierte en el gran ecualizador, el comercio está cambiando, el big data ha llegado a la industria ganadera y los algoritmos, como el seguimiento de amigos y enemigos en Twitter, son fundamentos de gestión en la toma de decisiones.

Las dudas sobre la deflación están presentes, siendo necesario mirar alrededor, poner la vista en el futuro y trabajar. La macroeconomía es muy sensible a lo que pasa en China, debiendo dar de comer a su enorme población, mientras los actos de Rusia provocan la subida de precios de las materias primas en Europa. Compara la inflación con un partido de baloncesto. Los mercados de exportación se han visto alterados considerablemente con subidas. Se pregunta: ¿Cuál es tu cliente favorito? – el que tenga más dinero. Los problemas de sequía en EE.UU están condicionando las tierras de siembra, el regadío, el movimiento de las materias primas y la localización de la producción (ej. terneros). Esto lleva a que la demanda tiene que ser racionada y el maíz con toda seguridad. Consideran que la demanda de energía va a ser plana, no siendo necesario aumentar la demanda del exterior. Las exportaciones de maíz desde EE.UU. han aumentado drásticamente desde el mes de mayo del último año con respecto a los cuatro años anteriores, estimando que para el periodo 2022/23 se mantendrá más parecida a años anteriores.

En cuanto al aceite de soja, aumentará su producción un 130% hasta 2028. Rusia y Ucrania son los líderes en producción de aceite de girasol, con casi el 50% del mercado mundial. En este contexto, el incremento de áreas de cultivo en Argentina y Brasil tendrán su impacto en los mercados. Las exportaciones de harina de soja en EE.UU. se han mantenido dentro de los rangos de años anteriores, compitiendo con los mercados suramericanos en volumen y costos durante los próximos meses (no dejéis de mirar a Argentina en el futuro cercano). Las previsiones de precios 22/23 frente a 21/22 son más elevadas en base a la demanda en trigo, maíz y soja. Las principales conclusiones son: Learn your banker’s Love Language, don’t be afraid, buy 1 for you and 1 for an urban consumer.

Antonio Palomo Yagüe

Comentarios del artículo

Este espacio no está orientado a ser una zona de consultas a los autores de los artículos sino que pretende ser un lugar de discusión abierto a todos los usuarios de 3tres3
Publica un nuevo comentario

Para comentar debes registrarte en 3tres3 y acceder como usuario.