Lee este artículo en:

Abril invitó al optimismo, mayo debería confirmarlo

El precio español ganará posiciones hasta bien entrado el verano; la amplitud del incremento dependerá de Europa.

Viernes 2 mayo 2014 (hace 2 años 7 meses)

Semana Santa y el primero de mayo –día del trabajo– han provocado tres semanas consecutivas de actividad reducida, aún así el cerdo ha repetido (jueves, 24 de abril) y la oferta atrapa a duras penas a la demanda en España.

Fin de marzo y principios de abril reposicionaron el precio a un nivel superior, anticipando que el verano será más propicio que el invierno.

Ocurre en España que la capacidad de sacrificio instalada (y de despiece) no hace más que crecer y crecer en los últimos años; los cierres o ceses de actividad de empresas pequeñas o medianas se han compensado con creces con ampliaciones (en algunos casos mega ampliaciones) de plantas ya existentes o remodelaciones de plantas en desuso.

La situación española es, en efecto, particular: nuestro mercado esta cada vez más interconectado con el mundo entero –y por ello sujeto a factores externos– al mismo tiempo que origina y crea su propia dinámica. Los mataderos han crecido y penan por ello en la lucha de su abastecimiento. Esta es la realidad de hoy.

Digamos que se acerca el buen tiempo, en Alemania un gran porcentaje de consumidores espera poder disfrutar de las barbacoas (impensables en invierno, el consumidor espera ansioso la mejora climatológica) y el mercado mundial, especialmente el lejano oriente, se encuentra hiperexcitado con las expectativas de falta de cerdos en América debido a la diarrea epidémica porcina. Rusia permanece cerrada para Europa y según parece este tema va para largo.

Los precios en USA y Canadá han cedido de los niveles récord de hace un mes pero se encuentran, todavía, en niveles no conocidos hasta ahora. Pensamos que lo peor en esos mercados está por venir ya que la mayoría de los lechones desaparecidos todavía no habrían llegado a sacrificio.

El precio español ganará posiciones hasta bien entrado el verano; la amplitud del incremento dependerá de Europa, pero el aumento estacional no faltará a la cita. Si se confirma el actual optimismo respecto a las cosechas no cabe duda que 2014 será un ejercicio muy positivo para el ganadero.

El gran Aristóteles dejó dicho: “Somos lo que hacemos día a día, de modo que la excelencia no es un acto sino un hábito”.

Guillem Burset

Guillem Burset

Comentarios del mercado porcino

Índice de conversión: la nueva economía19-may-2014 hace 2 años 6 meses 13 días
IFIP: la fuerte demanda sostiene a los precios del porcino28-abr-2014 hace 2 años 7 meses 4 días

Comentarios del artículo

Este espacio no está orientado a ser una zona de consultas a los autores de los artículos sino que pretende ser un lugar de discusión abierto a todos los usuarios de 3tres3

Publica un nuevo comentario

captcharecargar

tags