A la espera del cálido verano

Las cotizaciones europeas parecen inmersas en un marasmo de indefinición que ha llevado a sucesivas repeticiones. A pesar de ello y como singularidad, hagamos hincapié en que hemos visto la cotización alemana bajar 6 céntimos el lunes día 28-02 para recuperar al alza estos mismos 6 céntimos el jueves día 03-03; todo un síntoma de desconcierto e indefinición.

Martes 22 marzo 2005 (hace 11 años 8 meses 18 días)

Las cotizaciones europeas parecen inmersas en un marasmo de indefinición que ha llevado a sucesivas repeticiones. A pesar de ello y como singularidad, hagamos hincapié en que hemos visto la cotización alemana bajar 6 céntimos el lunes día 28-02 para recuperar al alza estos mismos 6 céntimos el jueves día 03-03; todo un síntoma de desconcierto e indefinición.

Los mercados se muestran inseguros, el consumo se presenta flojo -o por lo menos incierto- y las matanzas europeas siguen a buen ritmo. No se consigue colocar en el mercado la totalidad de la carne producida y los stocks aumentan, particularmente en productos grasos y semigrasos.

Parece que -los hechos son tozudos- vamos a vivir un período de ligeros reajustes bajistas, la oferta sigue consistente y la demanda no despierta. Creemos firmemente que a finales de mayo las cotizaciones superarán a las actuales pero nos encontramos en marzo. Mucho nos tememos que el “statu quo” actual deberá ceder algo en sus posiciones hasta llegar a mayo.

Las dos piezas fundamentales en el despiece del cerdo, lomos y jamones, son de muy difícil comercialización en toda la C.E.: el jamón curado se vehicula con mucha dificultad y los lomos daneses inundan Europa ante la competencia imbatible de los EUA en los mercados de Oriente (los EUA pueden entregar carne fresca en Japón -después de una semana de viaje- y Europa sólo puede aspirar a entregar carne congelada -cuatro semanas de viaje-). Lentamente pero sin pausa, el mercado japonés se decanta por la carne de cerdo americana (EUA y Canadá) en detrimento de la europea.

La fragilidad del dólar y las abundantes cosechas del año pasado han propiciado unos precios muy asequibles para el alimento; el precio en vivo se mantiene a un nivel digno y la economía de los productores de ganado se recupera a ojos vista (buena falta hacía: ya era hora!): quizás no sea mala idea intentar proteger entre algodones la actual situación de mercado, desterrando por irresponsable toda iniciativa drástica de cambios súbitos.

El año sigue presentándose favorable a los intereses ganaderos.

No se puede perder en un mercado lo que se ha conseguido en cien ferias.



Guillem Burset
Grup Unexporc

Comentarios del mercado porcino

Pisando terreno firme21-feb-2005 hace 11 años 9 meses 19 días

Comentarios del artículo

Este espacio no está orientado a ser una zona de consultas a los autores de los artículos sino que pretende ser un lugar de discusión abierto a todos los usuarios de 3tres3

Publica un nuevo comentario

captcharecargar

tags