Vías de transmisión indirectas (insectos, aves, mamíferos y aerosoles)

Se ha descrito transporte del PRRSV hasta 2,4 km por parte de insectos

Lunes 10 abril 2006 (hace 10 años 7 meses 28 días)
Figura 1. El lugar de retención del PRRSV en moscas es el tracto gastrointestnal. Aquí se observa una imagen ampliada de una mosca diseccionada tras la ingesta de sangre de un cerdo infectado por el PRRSV. Se recuperó PRRSV vivo de la sangre contenida en el intestino.

Los insectos (mosquitos (Aedes vexans) y moscas (Musca domestica)) se encuentran de forma normal en las explotaciones porcinas durante los meses de verano y se ha demostrado, bajo condiciones experimentales, que pueden transmitir mecánicamente el virus del PRRSV desde cerdos infectados hacia cerdos que no habían tenido contacto con el virus. En los insectos el virus se alberga en el tracto intestinal (figura 1). Los insectos no son vectores biológicos del PRRSV; por lo tanto, la duración de la retención del PRRSV en el tracto intestinal dependerá de la carga vírica post-ingesta y de la temperatura ambiental. El transporte del PRRSV por parte de los insectos a través de zonas agrícolas se ha descrito hasta 2,4 km tras el contacto con una población de cerdos infectados. Por último, el control de los insectos en la explotación puede realizarse utilizando una combinación de mallas en las entradas de aire junto con el uso de insecticidas y ciertas pautas de manejo.

Aves y mamíferos no porcinos

Figura 2. A pesar del contacto con cerdos con infección activa no fue posible demostrar la transmisión del PRRSV a patos salvajes.

Varios estudios anteriores han investigado sobre el papel de varios mamíferos (roedores, perros, gatos, mofetas…) y pájaros (gorriones…) en la transmisión del PRRSV. Los resultados de estas investigaciones indicaron que ninguna de estas especies fue capaz de servir como vector mecánico o biológico. Sin embargo, las aves acuáticas migratorias han sido propuestas como vectores de transmisión del PRRSV entre explotaciones, debido a su naturaleza migratoria y su tendencia a anidar cerca o en las mimas lagunas de purines. Esta parece ser una hipótesis plausible si tenemos en cuenta que el PRRSV puede llegar a sobrevivir en el agua hasta 11 días y en los efluentes de las lagunas de purines hasta 7 días, sin embargo, se han publicado estudios con resultados opuestos sobre la capacidad de patos silvestres de replicar y eliminar el PRRSV de cerdos vía feco-oral. Por lo tanto, en la actualidad, esta cuestión queda sin resolver (figura 2).

Aerosoles

Actualmente, la transmisión del PRRSV entre explotaciones mediante aerosol sigue siendo una cuestión polémica. Datos anteriores recogidos durante brotes de la enfermedad en Inglaterra habrían mostrado que el virus puede ser propagado mediante aerosoles hasta una distancia de 3 km, y datos recientes de un estudio epidemiológico a gran escala también sugirieren los aerosoles como vía potencial de transmisión indirecta entre zonas productoras de cerdos. A menudo los aerosoles han sido inculpados como "propagadores locales" del PRRSV, un término usado para describir la transmisión del virus a través de una región mediante vías indeterminadas. Sin embargo, los resultados de experimentos que evaluaban la transmisión del PRRSV a través de aerosoles no han sido consistentes, obteniendo resultados diferentes en pruebas de campo y experimentales. Estudios realizados bajo condiciones de laboratorio han demostrado que la transmisión mediante aerosoles puede darse a distancias cortas; se ha observado que cerdos infectados de forma experimental podían transmitir el virus a grupos de cerdos próximos o, mediante contacto indirecto, a grupos separados 46 ó 102 cm. Varios estudios más han demostrado que cerdos infectados experimentalmente podían infectar cerdos centinela vía aerosoles a distancias de 1m. Recientemente se ha demostrado también que el virus viable podría ser transportado hasta 150 m usando un modelo con un tubo que permitía la circulación de aire por presión negativa, dando como resultado la infección de cerdos centinela.

Sin embargo, a pesar de estos datos, la transmisión del PRRSV mediante aerosoles ha sido difícil de probar bajo condiciones de campo controladas. Se realizaron experimentos de campo que tenían como objetivo transmitir el PRRSV a través de aerosoles a cerdos centinela que no habían tenido contacto con el virus pero no tuvieron éxito, a pesar del uso de poblaciones grandes de cerdos infectados de forma experimental y condiciones comerciales. Sin embargo, todos estos estudios utilizaron la misma variante del PRRSV, un aislado de baja virulencia conocido como MN-30100 procedente de una cerda con infección persistente de una explotación endémica. Esta observación condujo a la pregunta de si la eliminación y la transmisión del PRRSV pueden ser dependientes del aislado. Esta hipótesis se encuentra apoyada por datos publicados con anterioridad que implicaban el uso de un aislado de referencia de virulencia leve (VR-2332) y de otro aislado altamente virulento (MN-1b). Los resultados mostraron diferencias en los índices de seroconversión, recuperación del virus a partir de animales infectados y transmisión del PRRSV a animales que no habían tenido contacto con el virus. Recientemente se ha demostrado que la patogenicidad del aislado afecta de forma significativa a la concentración del virus en los aerosoles, la frecuencia de eliminación y la transmisión del virus en aerosoles. En estos experimentos se evaluaron 2 aislados del PRRSV: el MN-184 (altamente virulento) y el MN-30100 (virulencia baja). Los resultados mostraron diferencias significativas en la frecuencia de eliminación y en la transmisión en aerosoles de los cerdos infectados experimentalmente con el MN-184 en comparación con los aerosoles recuperados de cerdos infectados con el MN-30100. Sin embargo, las diferencias en la concentración del PRRSV en aerosoles de animales infectados con los 2 aislados eran bajas y no significativas (tabla 1). Estos resultados muestran la importancia del potencial de la transmisión mediante aerosoles en Norteamérica y ofrecen una explicación de porqué esta vía de transmisión es tan difícil de reproducir de forma experimental. También sugieren que tanto el tamaño de la población como el nivel de infección; junto con la patogenicidad del aislado, pueden ser factores de riesgo importantes para la transmisión del PRRSV mediante aerosol en condiciones de campo. Sin embargo, se hace necesario realizar más investigaciones sobre la frecuencia de la transmisión por aerosoles, las condiciones ambientales necesarias que permiten la supervivencia del virus en los aerosoles y la distancia que el PRRSV puede viajar mediante esta vía indirecta.

Tabla 1. Concentraciones medias del RNA del PRRSV detectadas en muestras de aerosol de cerdos/grupo en un plazo de tiempo concreto.

1
3
5
7
9
11
13
15
17
19
21
PRRSV MN-301000
2 meses
0
0,04
0,4
0,02
0
0
0
0,06
0
0,02
0
6 meses
0
0,1
0,3
0,05
0,1
0
0
0
0
0
0
PRRSV MN-30100 plus M hyo
2 meses
0
0
0
0,025
0,025
0,025
0
0
0
0
0
6 meses
0
0
0
0
0
0,05
0
0
0
0
0
PRRSV MN-184
2 meses
0
0
0,083
0
0,16
0,016
0,033
5,8
0,016
0,15
0,46
6 meses
0
0,2
0,04
0
0
0
1,04
0,25
0,075
0,075
0
PRRSV MN-184 plus M hyo
2 meses
0,35
0
9,62
3,34
265,64
NA
0,4
0,08
152,2
NA
3,33
6 meses
0
1,14
0,58
0,025
0,05
NA
0
0
0,025
0
0

PRRS

Métodos diagnósticos20-abr-2006 hace 10 años 7 meses 18 días

Comentarios del artículo

Este espacio no está orientado a ser una zona de consultas a los autores de los artículos sino que pretende ser un lugar de discusión abierto a todos los usuarios de 3tres3

Publica un nuevo comentario

captcharecargar

tags