Últimas noticias sobre la alimentación de lechones sin promotores del crecimiento

Hace ahora más de año y medio que un número considerable de ganaderos porcinos daneses retiraron los promotores del crecimiento en la alimentación de los lechones y se ha producido la prohibición de su empleo el pasado verano.

Jueves 15 junio 2000 (hace 16 años 5 meses 26 días)

Hace ahora más de año y medio que un número considerable de ganaderos porcinos daneses retiraron los promotores del crecimiento en la alimentación de los lechones y se ha producido la prohibición de su empleo el pasado verano.

¿Qué ha sucedido a raíz de este cambio?

Al principio la reacción fue nula o casi nula. Pero después de transcurrido cierto tiempo, cada vez más ganaderos reaccionaron informando de un número creciente de problemas.

Los primeros síntomas fueron granjas con cerdos cada vez más desiguales, con los consiguientes trastornos a la hora de vender o trasladar a los animales a las naves de engorde. Las cantidades cada vez mayores de atrasados dio lugar a problemas de superpoblación en los alojamientos, ya que había más lechones de entrada que de salida.

Al principio no había más que muchos síntomas de enfermedades, pero después de cierto tiempo, aparecieron signos claros de más problemas con ciertas enfermedades, especialmente con Lawsonia intercellularis y Escherichia coli.

¿Cuáles son las razones por las que los ganaderos consideraron al principio que la retirada de promotores de crecimiento era un pequeño problema, y luego se presentasen cada vez más problemas?

Creo que las fosas de purines son la principal causa de los problemas, ya que es totalmente imposible limpiarlos con suficiente eficacia. Siempre quedarán muchos gérmenes que sobrevivirán y comenzarán a desarrollarse cuando entren nuevos cerdos en los alojamientos, de modo que los sistemas todo dentro-todo fuera no ayudarán a resolver ese problema. Ahora ya no se dispone de los promotores del crecimiento para controlar a los gérmenes.

Los ganaderos intentaron superar los problemas por todos los medios, tales como añadir ácidos orgánicos en la alimentación, disminuir el contenido de proteínas en los piensos y poner más cebada en el pienso, pero estas acciones no parecen mejorar lo suficiente las dificultades, así que muchos ganaderos se han visto obligados a introducir diferentes clases de programas de medicación que, por supuesto, funcionan por lo general muy bien.

Así que creo que en breve utilizaremos la misma cantidad de medicación en el pienso que antes de la prohibición, pero como pienso medicado.

Esto significa que los productores están sentados sobre una "bomba de relojería", porque cuando la prensa y las personas críticas con la producción porcina industrial averigüen este hecho, preveo que habrá problemas para los productores.

Por lo tanto, considero muy importante que luchemos firmemente en el futuro próximo para encontrar mejores alternativas.

Artículos relacionados

Los expertos opinan

Revisión sobre la persistencia del virus PRRS01-jul-2000 hace 16 años 5 meses 10 días

Comentarios del artículo

Este espacio no está orientado a ser una zona de consultas a los autores de los artículos sino que pretende ser un lugar de discusión abierto a todos los usuarios de 3tres3

Publica un nuevo comentario

captcharecargar

tags