1 comentarios

Lee este artículo en:

¿Por qué produzco menos si no he cambiado nada?

Cuando baja la productividad pero se mantiene la eficiencia productiva…

El parámetro comúnmente admitido como el principal indicador de la productividad de una granja de madres es el número de lechones destetados por cerda productiva y año (DCA) y, en base a este parámetro se suelen comparar las granjas. Sin embargo, los DCA pueden variar sin cambios en los principales indicadores de eficiencia productiva de la granja, lo que puede llevar a comentarios como los siguientes:

— Vaya, justo cuando estoy cerrando la granja, es cuando más me está produciendo.

— Estoy subiendo censo y la granja me está produciendo peor, si lo sé no incremento.

En ambos casos (y en otros similares), la diferencia estriba en el cambio de censo de la granja, es decir, en la media de cerdas productivas. Para entenderlo, se explica a continuación con un ejemplo sencillo. Imaginemos una granja de 500 cerdas, con 2,4 destetes/cerda/año y 12 destetados/cerda. Esa granja tendrá aproximadamente 100 partos por mes, y aproximadamente 1200 lechones destetados por mes. Si queremos saber sus DCA de un mes, el cálculo que podemos hacer es:

(1200 lechones destetados/500 cerdas) x 12meses = 28,8 DCA

Es el mismo resultado que multiplicando 2,4 destetes/cerda/año x 12 lechones

Imaginemos que, el mes siguiente, la granja sube de censo en 100 cerdas. Ese mes, la granja seguirá teniendo los mismos 100 destetes, pero su censo ha aumentado en 100 cerdas. Si calculamos DCA en este nuevo mes, saldría lo siguiente:

(1200 lechones destetados/600 cerdas) x 12meses = 24 DCA

¿La granja está produciendo peor ese mes?

No, su eficacia productiva sigue siendo la misma (misma tasa de partos, mismos destetados por cerda) pero ha añadido cerdas de las que todavía no tiene rendimiento en forma de lechones destetados. La situación no se estabilizará hasta que esas cerdas empiecen a destetar, es decir, hay un desfase de aproximadamente 5 meses entre la entrada de cerdas en producción y su producción real en forma de lechones destetados.

Esta es la razón por la que, en granjas que están subiendo censo (o empezando), los DCA son menores de los esperados y en granjas que están bajando censo (o cerrando) la situación es la contraria, los DCA son mayores de los esperados.

Si no se tiene en cuenta este efecto de las variaciones de censo sobre los DCA, se pueden sacar conclusiones equivocadas sobre la eficiencia productiva de una granja. La siguiente tabla muestra esas variaciones de DCA según las variaciones de censo.

Tabla 1- Efecto de las variaciones de censo sobre los partos/cerda/año y los destetados/cerda/año.

Censo Estable en 500 Sube 50 Sube 100 Baja 50 Baja 100
Destetados/cerda 12 12 12 12 12
Partos/cerda/año 2,4 2,18 2 2,67 3
Destetados/cerda/año 28,8 26,2 24 32 36

Una forma de minimizar este efecto sería, para un periodo, dividir el número de lechones destetados del periodo entre la media de cerdas no de ese periodo, sino del periodo en que se cubrieron las cerdas que se están destetando, es decir, aproximadamente 4,5-5 meses antes. Sin embargo, como ese periodo es variable entre granjas, e incluso dentro de una misma granja, esta fórmula no suele usarse.

Por la misma razón, el parámetro "Partos por Cerda y Año" (PCA) tiene variaciones debido a cambios en el censo de una granja, tal como se aprecia en la tabla 1. En este caso, sí que hay un parámetro alternativo que puede ser un indicador del ritmo productivo en gestación, y que no está afectado por cambios de censo. Dicho parámetro es lo que en EEUU se denomina Farrowing Index (es el parámetro que usa la NPPC, la Asociación Nacional de Productores de Porcino de EEUU), y que aquí hemos traducido como Índice de partos. La fórmula para el cálculo de dicho índice de partos es la siguiente:

Índice de partos = 365/intervalo medio entre partos de las cerdas paridas en el periodo

Al no usarse el censo en la fórmula, este indicador no se ve afectado por cambios de censo, sólo se ve afectado por cambios de eficiencia productiva en gestación (por ejemplo, más repeticiones) o por variaciones en la duración de la lactación o el intervalo destete-1ª cubrición. Es decir, es un indicador más fiable del ritmo y la eficiencia productiva de una granja.

Este artículo es un ejemplo de la importancia de entender bien los índices clave de producción que se usan para valorar el rendimiento de las granjas y su cálculo, para conocer con exactitud la situación real de la explotación.

Datos productivos

La estructura censal ideal ya no es un triángulo07-jul-2017 hace 2 meses 13 días

Comentarios del artículo

Este espacio no está orientado a ser una zona de consultas a los autores de los artículos sino que pretende ser un lugar de discusión abierto a todos los usuarios de 3tres3

frupers_euPunto de venta12-sep-2017 (hace 8 días)

Exceñentes articulos con notas actuales y muy faciles de entender. Felicitaciones desde mi bella COLOMBIA

Para comentar debes registrarte en 3tres3 y acceder como usuario.

¿Aún no eres usuario de 333?regístratey accede a precios de porcino, buscador, ...
Es gratuito y rápido
¿Ya estás registrado en 333?ACCEDESi has olvidado tu contraseña te la enviamos aquí

tags