Infecciones por S suis en humanos

Las infecciones por S suis son un problema en la industria porcina, especialmente desde hace 15 años. Su hábitat natural son las vías respiratorias altas de los cerdos, especialmente las tonsilas ...
Viernes 2 noviembre 2007 (hace 9 años 1 meses 9 días)
Las infecciones por S suis son un problema en la industria porcina, especialmente desde hace 15 años. Su hábitat natural son las vías respiratorias altas de los cerdos, especialmente las tonsilas y la cavidad nasal, así como los tractos genital y gastrointestinal. La principal lesión es la meningitis, aunque se han descrito otras patologías como artritis, endocarditis, neumonía y septicemia con muerte súbita.

Asimismo se ha aislado en otros mamíferos (incluido el hombre) y aves. En humanos su incidencia es muy baja, aunque es posible que se trate de una infravaloración debida a errores en la identificación de las cepas.

La infección en humanos se describió por primera vez en Dinamarca en 1968 y hasta principios de 2005 se conocían unos 200 casos (en verano de 2005 se describieron 215 casos en la provincia de Sichuan, China), principalmente en ganaderos, trabajadores de matadero, transportistas de carne de cerdo, inspectores de sanidad y carniceros. De los estudios de contaminación de manos y cuchillos, se deduce que los operarios encargados de extraer pulmones y laringe de las canales son los más expuestos. Se han descrito casos en Holanda, Dinamarca, Italia, Alemania, Bélgica, Reino Unido, Francia, España, Suecia, Irlanda, Austria, Singapur, Taiwán, Nueva Zelanda y Argentina. Curiosamente ni en Canadá ni en EEUU no se había descrito ningún caso hasta 2005. Aunque S suis crece en los medios usados habitualmente para cultivar bacterias productoras de meningitis, muchos laboratorios no conocen este patógeno y se suele confundir con un enterococo, S pneumoniae, S boris, S viridians o, incluso Listeria. En muchos casos en diagnóstico inicial es de meningitis pneumocócica.

En humanos produce una meningitis, purulenta o no, además de endocarditis, celulitis, rabdomiolisis, artritis, neumonía y endoftalmitis. Se han descrito casos severos de sepsis con schock, fallo orgánico múltiple, coagulación intravascular diseminada y púrpura fulminans, que causa la muerte en algunas horas. La incidencia de sordera tras la infección es más elevada que en otras meningitis (50-60 %) en Europa y Asia y es independiente de la rapidez con la que se suministran antibióticos.

Las principales vías de entrada son cortes en la piel, nasofaringe o vía gastrointestinal y la incubación varía entre unas horas y dos días. No es necesario que los cerdos muestren síntomas de ningún tipo para que se produzca la transmisión. E humanos también se producen colonizaciones asintomáticas de las vías respiratorias altas. La esplenectomía y, en menor grado, el alcoholismo, se consideran factores predisponentes para el desarrollo de la enfermedad. El ratio de mortalidad por infecciones de S suis en pacientes esplenectomizadois es del 80 %, por lo que se ha sugerido que deberían apartarse de la cadena alimentaria de carne de cerdo.

No existen vacunas para humanos y, de hecho se ha descrito un caso de reinfección tras 15 años, por lo que parece que la infección no deja inmunidad permanente. S suis puede vivir en polvo, purín y canales durante días o semanas en condiciones óptimasd, además sobrevive en agua a 60 ºC durante 10 minutos, por lo que el escaldado en matadero puede ser una fuente de contaminación.

M Gottschak y M Segura. Lessons from China’s StreptococcuS suis Outbreak: The Risk for Humans. 2007. Swine News-North Carolina Cooperative Extension Service 30(5)

Buscando

Enfermedades actuales en porcino08-nov-2007 hace 9 años 1 meses 3 días
Salud pulmonar en trabajadores de porcino25-oct-2007 hace 9 años 1 meses 16 días

Comentarios del artículo

Este espacio no está orientado a ser una zona de consultas a los autores de los artículos sino que pretende ser un lugar de discusión abierto a todos los usuarios de 3tres3

Publica un nuevo comentario

captcharecargar