Cloración del agua de bebida de los cerdos

Existen varios sistemas para desinfectar el agua de bebida, por ejemplo procedimientos mecánicos como la filtración, físicos como el calor, los ultrasonidos y las radiaciones y químicos como l...
Viernes 28 diciembre 2001 (hace 14 años 11 meses 11 días)
Existen varios sistemas para desinfectar el agua de bebida, por ejemplo procedimientos mecánicos como la filtración, físicos como el calor, los ultrasonidos y las radiaciones y químicos como la utilización de iones metálicos, agentes tensioactivos y agentes oxidantes, entre ellos el cloro.

De todos los procedimientos utilizados para el tratamiento de las aguas destinadas a consumo animal, los más empleados son los químicos y dentro de los químicos el cloro ya que reúne todas las propiedades para ser un buen desinfectante (germicida potente, tiempo de contacto corto, no nocivo para la salud animal, no confiere color, olor ni sabor al agua, de fácil manipulación y almacenamiento, con acción residual, de fácil detección en el agua y barato).

Para realizar una buena desinfección usando cloro se deben tener en cuenta varios factores:

  • pH del agua: a pH>4 el equilibrio de la reacción se desplaza para formar ácido hipocloroso pero cuanto mayor es el pH, más ácido hipocloroso pasa a ión hipoclorito y este tiene una actividad germicida menor. A pH 6 el 95% es ácido hipocloroso, a pH 7.5 el 50% y a pH 8.5 sólo el 10%.
  • Temperatura del agua: a mayor temperatura mayor poder desinfectante del cloro pero más inestabilidad de éste. Intentar que los depósitos de agua estén protegidos del sol y aislados.
  • Tiempo de contacto: éste es el factor más importante. El tiempo mínimo de contacto entre el agua en reposo y el cloro es de 30 min y el aconsejable es de 3 horas.
  • Materia orgánica: el contacto entre cloro y materia orgánica produce compuestos orgánicos, siendo los más frecuentes las cloraminas. Éstas tienen menor poder germicida que el ácido hipocloroso. Su formación hará que tengamos que aumentar la dosis de cloro, por ello es importante mantener los depósitos, conducciones y bebederos limpios sin restos de materia orgánica.

L.F. Gosálvez Lara y J.J. Valdelvira Centelles. Desinfección del agua para porcinocultura. Ganadería. Núm 9. Octubre 2001.

Comentarios del artículo

Este espacio no está orientado a ser una zona de consultas a los autores de los artículos sino que pretende ser un lugar de discusión abierto a todos los usuarios de 3tres3

Publica un nuevo comentario

captcharecargar